Loading
 
 
 
Loading
 
Invitación del Papa en el Ángelus: redescubrir el silencio de la meditación del Evangelio
Loading
 
8 de Agosto de 2017 / 0 Comentarios
 
Imprimir
 
 

Ciudad del Vaticano (Martes, 08-08-2017, Gaudium Press) El domingo, en su alocución durante la recitación del Ángelus en la Plaza San Pedro, el Papa Francisco recordó que la liturgia celebraba la fiesta de la Transfiguración del Señor. Ocasión en que la Iglesia recuerda el pasaje evangélico donde los apóstoles Pedro, Santiago y Juan testimonian ese evento extraordinario.

1.jpg

Ojos y corazones transfigurados

Francisco comentó que "los discípulos descendieron del monte con los ojos y los corazones transfigurados por el encuentro con el Señor" y agregó, aconsejando:

"Es el camino que podemos realizar también nosotros. El redescubrimiento siempre vivo de Jesús no es un fin en sí, pero nos conduce a descender de la montaña, recargados con la fuerza del Espíritu Divino, para decidir nuevos pasos de auténtica conversión y para testimoniar constantemente la caridad como ley de vida cotidiana".

El Papa comentó que los tres apóstoles fueron transformados por la presencia de Cristo y el ardor de Su Palabra. El evento de la Transfiguración del Señor, dijo el Pontífice, nos ofrece un mensaje de esperanza: invitándonos a encontrar a Jesús, para estar al servicio de los hermanos.

Separarse de las cosas mundanas, contemplar a Jesús

"La subida de los discípulos al Monte Tabor nos lleva a reflexionar sobre la importancia de separarse de las cosas mundanas, para hacer un camino en dirección a lo alto y contemplar a Jesús. Se trata de colocarse a la escucha atenta y orante de Cristo, el Hijo amado del Padre, buscando momentos íntimos de oración que permitan la acogida dócil y alegre de la Palabra de Dios", dijo el Santo Padre.

Silencio, meditación del Evangelio: esplendor, alegría

Los fieles presentes en la Plaza San Pedro, bajo el fuerte calor romano, además fueron invitados a redescubrir el silencio pacificador y regenerador de la meditación del Evangelio: él "conduce a una meta rica de belleza, de esplendor y de alegría".

Aconsejó el Papa: "el tiempo de verano es un momento providencial para aumentar nuestro compromiso de búsqueda y de encuentro con el Señor". Y, haciendo una referencia al verano europeo y las vacaciones escolares, Francisco afirmó que "durante este tiempo, los estudiantes están libres de compromisos escolares y tantas familias hacen sus vacaciones. Es importante que durante el período de descanso y de distanciamiento de las ocupaciones diarias, se puedan regenerar las fuerzas del cuerpo y el espíritu, profundizando el camino espiritual".

Nuestra Señora y los que no pueden tener vacaciones

En seguida, caminando hacia el final de sus palabras, el Pontífice confió a Nuestra Señora las vacaciones de todos pidiendo que Ella nos ayude a entrar en sintonía con la Palabra de Dios para que Cristo se torne luz y guía de nuestras vidas:

"A Ella confiamos las vacaciones de todos, para que sean serenas y proficuas, pero sobre todo el verano de aquellos que no pueden hacer vacaciones porque impedidos por la edad, por motivos de salud o de trabajo, por restricciones económicas o por otros problemas, para que, aún así, sea un tiempo de relajamiento, animado por presencias amigas y momentos felices". (JSG)

(De la Redacción de Gaudium Press, con informaciones de Radio Vaticano)

 

Loading
Invitación del Papa en el Ángelus: redescubrir el silencio de la meditación del Evangelio

Ciudad del Vaticano (Martes, 08-08-2017, Gaudium Press) El domingo, en su alocución durante la recitación del Ángelus en la Plaza San Pedro, el Papa Francisco recordó que la liturgia celebraba la fiesta de la Transfiguración del Señor. Ocasión en que la Iglesia recuerda el pasaje evangélico donde los apóstoles Pedro, Santiago y Juan testimonian ese evento extraordinario.

1.jpg

Ojos y corazones transfigurados

Francisco comentó que "los discípulos descendieron del monte con los ojos y los corazones transfigurados por el encuentro con el Señor" y agregó, aconsejando:

"Es el camino que podemos realizar también nosotros. El redescubrimiento siempre vivo de Jesús no es un fin en sí, pero nos conduce a descender de la montaña, recargados con la fuerza del Espíritu Divino, para decidir nuevos pasos de auténtica conversión y para testimoniar constantemente la caridad como ley de vida cotidiana".

El Papa comentó que los tres apóstoles fueron transformados por la presencia de Cristo y el ardor de Su Palabra. El evento de la Transfiguración del Señor, dijo el Pontífice, nos ofrece un mensaje de esperanza: invitándonos a encontrar a Jesús, para estar al servicio de los hermanos.

Separarse de las cosas mundanas, contemplar a Jesús

"La subida de los discípulos al Monte Tabor nos lleva a reflexionar sobre la importancia de separarse de las cosas mundanas, para hacer un camino en dirección a lo alto y contemplar a Jesús. Se trata de colocarse a la escucha atenta y orante de Cristo, el Hijo amado del Padre, buscando momentos íntimos de oración que permitan la acogida dócil y alegre de la Palabra de Dios", dijo el Santo Padre.

Silencio, meditación del Evangelio: esplendor, alegría

Los fieles presentes en la Plaza San Pedro, bajo el fuerte calor romano, además fueron invitados a redescubrir el silencio pacificador y regenerador de la meditación del Evangelio: él "conduce a una meta rica de belleza, de esplendor y de alegría".

Aconsejó el Papa: "el tiempo de verano es un momento providencial para aumentar nuestro compromiso de búsqueda y de encuentro con el Señor". Y, haciendo una referencia al verano europeo y las vacaciones escolares, Francisco afirmó que "durante este tiempo, los estudiantes están libres de compromisos escolares y tantas familias hacen sus vacaciones. Es importante que durante el período de descanso y de distanciamiento de las ocupaciones diarias, se puedan regenerar las fuerzas del cuerpo y el espíritu, profundizando el camino espiritual".

Nuestra Señora y los que no pueden tener vacaciones

En seguida, caminando hacia el final de sus palabras, el Pontífice confió a Nuestra Señora las vacaciones de todos pidiendo que Ella nos ayude a entrar en sintonía con la Palabra de Dios para que Cristo se torne luz y guía de nuestras vidas:

"A Ella confiamos las vacaciones de todos, para que sean serenas y proficuas, pero sobre todo el verano de aquellos que no pueden hacer vacaciones porque impedidos por la edad, por motivos de salud o de trabajo, por restricciones económicas o por otros problemas, para que, aún así, sea un tiempo de relajamiento, animado por presencias amigas y momentos felices". (JSG)

(De la Redacción de Gaudium Press, con informaciones de Radio Vaticano)

 


 

Deja un comentario
Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *




 
Loading
PublicidadGaudiumPressEsHomeRight
Loading

En su homilía, el arzobispo además hizo un pedido: "quiero contar con la oración de mi pueblo par ...
 
Haremos una reseña respecto a ese cuarto imperio, o sea, el romano, en la época del Emperador Octa ...
 
El Primer Ministro húngaro hizo una fuerte condena de los hechos de violencia en contra de los crey ...
 
En la misa en que celebró en esta mañana de viernes, en la Capilla de la Casa Santa Marta, el Papa ...
 
En preparación para este tiempo especial ocurrió en la Catedral Basílica y Santuario de Nuestra S ...
 
Loading


Lo que se está twitteando sobre

Loading


 
 

Loading

Loading