Loading
 
 
 
Loading
 
Orar en el lugar de trabajo, propuesta evangelizadora del Arzobispo de Singapur para los colaboradores diocesanos
Loading
 
13 de Febrero de 2014 / 0 Comentarios
 
Imprimir
 
 

Singapur (Jueves, 13-02-2014, Gaudium Press) Como una respuesta al llamado evangelizador de la Iglesia y en particular a la invitación del Papa Francisco a un compromiso misionero en todos los católicos, el Arzobispo de Singapur, Mons. William Goh, invitó a todos los trabajadores que colaboran en las instituciones relacionadas con la Iglesia a reunirse diariamente a orar. "Si nosotros no nos evangelizamos diariamente no tendremos celo para evangelizar a otros", declaró el Arzobispo en un mensaje del pasado 07 de febrero.

8528460946_d430ae73c1.jpg
Mons. William Goh, Arzobispo de Singapur.
La sugerencia puntual del prelado es "orar diariamente en la oficina, si es posible, las oraciones de la mañana, mediodía y tarde de la Liturgia de las Horas. También debería haber una oración compartida de las Escrituras comunitaria una vez a la semana". El motivo de la propuesta es claro. "Sin oración, nuestro trabajo se hará estéril y mundano, ausente de vitalidad y alegría. Con oración, nuestro trabajo se hace una vocación, nuestra oficina un lugar de alegría, de amor fraternos, un sitio donde proclamamos la alegría del Evangelio a cada uno de nosotros y al mundo".

El ejemplo, por supuesto, ya es dado por el propio Arzobispo, quien manifestó que actualmente ha reunido a su personal "en el despacho del Arzobispo para orar al menos una vez al día, si no tres veces al día, dependiendo de su disponibilidad". Mons. Goh también celebra la Eucaristía junto con sus colaboradores y tiene proyectado establecer una Hora Santa mensual o semanal para fomentar la Adoración Eucarística en sus equipos.

Evangelizar desde dentro

"Yo creo que si los trabajadores pastorales oramos juntos, el Señor nos dará poder, nos bendecirá y, sobre todo, nos unirá en amor fraterno en nuestra misión común", explicó el prelado. Según afirmó, de esta manera se cultiva un "espíritu de comunión" que beneficia todos los aspectos del trabajo, la convivencia y la caridad cristiana, "aceptando y perdonando las fragilidades de cada uno y, más aún, reconociendo los talentos del otro como algo en lo que nos podemos alegrar porque, juntos, construimos el Reino de Dios".

El Arzobispo hizo una solicitud adicional: "Si no es demasiado, le pido a todos los empleadores de organizaciones católicas motivar a sus empleados a tomar un permiso remunerado de cinco días para asistir a un retiro espiritual anual y, si es necesario, que la organización subsidie ese retiro si se hace localmente". Para sustentar este llamado, el Arzobispo citó las palabras del Santo Padre Francisco que describen a los cristianos que han caído en el desánimo, "la más preciada de las pociones del demonio", según el Papa.

"¡Valentía!", exclamó Mons. Goh en su mensaje. "¡Reunámonos a orar regularmente en nuestros lugares de trabajo, sintiendo al Señor cerca a nuestro lado inspirándonos, consolándonos y motivándonos a remar mar adentro!". El Arzobispo encomendó este propósito a la Santísima Virgen, Estrella de la Nueva Evangelización, para que ella apoye la labor de dar un "testimonio brillante de comunión, servicio, fe generosa y ardiente, justicia y amor por los pobres, de manera que la alegría del Evangelio llegue hasta los confines de la tierra".

Con información de Catholic News Singapur.

 

Loading
Orar en el lugar de trabajo, propuesta evangelizadora del Arzobispo de Singapur para los colaboradores diocesanos

Singapur (Jueves, 13-02-2014, Gaudium Press) Como una respuesta al llamado evangelizador de la Iglesia y en particular a la invitación del Papa Francisco a un compromiso misionero en todos los católicos, el Arzobispo de Singapur, Mons. William Goh, invitó a todos los trabajadores que colaboran en las instituciones relacionadas con la Iglesia a reunirse diariamente a orar. "Si nosotros no nos evangelizamos diariamente no tendremos celo para evangelizar a otros", declaró el Arzobispo en un mensaje del pasado 07 de febrero.

8528460946_d430ae73c1.jpg
Mons. William Goh, Arzobispo de Singapur.
La sugerencia puntual del prelado es "orar diariamente en la oficina, si es posible, las oraciones de la mañana, mediodía y tarde de la Liturgia de las Horas. También debería haber una oración compartida de las Escrituras comunitaria una vez a la semana". El motivo de la propuesta es claro. "Sin oración, nuestro trabajo se hará estéril y mundano, ausente de vitalidad y alegría. Con oración, nuestro trabajo se hace una vocación, nuestra oficina un lugar de alegría, de amor fraternos, un sitio donde proclamamos la alegría del Evangelio a cada uno de nosotros y al mundo".

El ejemplo, por supuesto, ya es dado por el propio Arzobispo, quien manifestó que actualmente ha reunido a su personal "en el despacho del Arzobispo para orar al menos una vez al día, si no tres veces al día, dependiendo de su disponibilidad". Mons. Goh también celebra la Eucaristía junto con sus colaboradores y tiene proyectado establecer una Hora Santa mensual o semanal para fomentar la Adoración Eucarística en sus equipos.

Evangelizar desde dentro

"Yo creo que si los trabajadores pastorales oramos juntos, el Señor nos dará poder, nos bendecirá y, sobre todo, nos unirá en amor fraterno en nuestra misión común", explicó el prelado. Según afirmó, de esta manera se cultiva un "espíritu de comunión" que beneficia todos los aspectos del trabajo, la convivencia y la caridad cristiana, "aceptando y perdonando las fragilidades de cada uno y, más aún, reconociendo los talentos del otro como algo en lo que nos podemos alegrar porque, juntos, construimos el Reino de Dios".

El Arzobispo hizo una solicitud adicional: "Si no es demasiado, le pido a todos los empleadores de organizaciones católicas motivar a sus empleados a tomar un permiso remunerado de cinco días para asistir a un retiro espiritual anual y, si es necesario, que la organización subsidie ese retiro si se hace localmente". Para sustentar este llamado, el Arzobispo citó las palabras del Santo Padre Francisco que describen a los cristianos que han caído en el desánimo, "la más preciada de las pociones del demonio", según el Papa.

"¡Valentía!", exclamó Mons. Goh en su mensaje. "¡Reunámonos a orar regularmente en nuestros lugares de trabajo, sintiendo al Señor cerca a nuestro lado inspirándonos, consolándonos y motivándonos a remar mar adentro!". El Arzobispo encomendó este propósito a la Santísima Virgen, Estrella de la Nueva Evangelización, para que ella apoye la labor de dar un "testimonio brillante de comunión, servicio, fe generosa y ardiente, justicia y amor por los pobres, de manera que la alegría del Evangelio llegue hasta los confines de la tierra".

Con información de Catholic News Singapur.

 


 

Deja un comentario
Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *




 
Loading
PublicidadGaudiumPressEsHomeRight
Loading

Las acciones del grupo terrorista anticristiano Boko Haram bloquean la producción de alimentos. ...
 
Cada mes de mayo el rosal florece nuevamente junto al ábside del templo. ...
 
El evento es organizado por la Pontificia Unión Misional de Polonia, que cumple 100 años de funda ...
 
La misa se realizará a las 19:30 horas en San Francisco el Grande ...
 
Iniciada en este mes de diciembre, la 27ª edición de la Exposición Franciscana de Pesebres tiene ...
 
Loading


Lo que se está twitteando sobre

Loading


 
 

Loading

Loading