Loading
 
 
 
Loading
 
"El malabarista de Dios": una historia de conversión
Loading
 
10 de Abril de 2014 / 0 Comentarios
 
Imprimir
 
 

Redacción (Jueves, 10-04-2014, Gaudium Press) Es "El malabarista de Dios", una preciosa historia de conversión, de cambio radical de vida de cara a Dios, y que habla que la única forma de ser felices es haciendo la voluntad de Dios. La producción audiovisual es el tercer capítulo de la serie de 12 documentales de "Te puede pasar a ti", presentado hace un par de años y producido por Infinito más Uno, que narra testimonios de conversion de personas que antes no creían en Dios, y que revelan la "gran sorpresa" que Dios interesa a todo el mundo: "Todos los días aparecen en prensa noticias que hablan de Dios, de la Iglesia, los políticos lo tienen en su argumentario, los cantantes lo usan como tema, es portada en bestsellers (...) Hay una necesidad en las personas de hablar, de escuchar y debatir sobre Dios", destacan los productores.

"Antes eran ateos, agnósticos, indiferentes (...) no creían en Dios o creían sin consecuencias, como quien cree en los extraterrestres. Vivían en las antípodas de una vida sin fe. Algunos declararon una guerra abierta contra la Iglesia, otros pertenecían a ella, como socios de un gran club, sin fe ni amor. Sin embargo, todos ellos cambiaron (...) Dios saltó a su vida de un modo sorprendente, ninguno le esperaba, tuvieron miedo en México, Japón, Colombia, Francia, Italia, China, Irlanda, Rep. Dominicana, Espina, Estados Unidos (...)", continúan.

El malabarista de Dios.jpg
Paul Ponce es el "Malabarista de Dios" / Ver trailer.

Este viaje camino a la conversión lo realiza junto con sus protagonistas, y en una caravana, el propio productor de la serie, el español Juan Manuel Cotelo -director del filme "La Última Cima"-, quien les pregunta de todo a sus entrevistados como si fuese una persona sin fe que tiene interés por alguien que sí la tiene. Luego esta caravana busca a otros a quienes jamás se les ha pasado por la cabeza el tema de la conversión, y comparte estas experiencias.

La felicidad que perdura

En este tercer capítulo Paul Ponce, considerado uno de los tres mejores malabaristas del mundo, cuenta como al hallar a Dios, encontró también la verdadera felicidad, aquella que perdura.

"Hasta los 19 años yo pensaba que la felicidad estaba en el viajar, en tener muchas novias en cada ciudad, ganar mucho dinero, ser muy conocido en el mundo artístico, trabajar en lugares prestigiosos (...) con la familia real de Inglaterra (...) pero siempre tenía sed de más", comenta Ponce en el film.

Pero -como continúa- todo cambió en su confirmación cuando conoció "al espectador más importante de su vida"; el mismo Dios: "¿por qué hay una persona que está sufriendo? Y no es cualquier persona, es Dios mismo (...) En ese año aprendí que la felicidad está en el dar y no en recibir. Nunca había sido tan feliz hasta entonces".

Además del testimonio de la felicidad, que sólo se encuentra en Dios, este tercer capítulo también resalta el valor de la castidad, el matrimonio, y la apertura que los esposos han de tener a la vida con los hijos. Hoy Ponce está casado y tiene 6 hijos: "No sé si serán malabaristas o no. Lo único que quiero es que sean felices. Y para ser feliz, es hacer la voluntad de Dios".

El tercer capítulo de la serie "Te puede pasar a ti", puede verse on-line o adquirirse su DVD desde la página web de Infinito más Uno.

Con información de infinitomasuno.org.

 

Loading
"El malabarista de Dios": una historia de conversión

Redacción (Jueves, 10-04-2014, Gaudium Press) Es "El malabarista de Dios", una preciosa historia de conversión, de cambio radical de vida de cara a Dios, y que habla que la única forma de ser felices es haciendo la voluntad de Dios. La producción audiovisual es el tercer capítulo de la serie de 12 documentales de "Te puede pasar a ti", presentado hace un par de años y producido por Infinito más Uno, que narra testimonios de conversion de personas que antes no creían en Dios, y que revelan la "gran sorpresa" que Dios interesa a todo el mundo: "Todos los días aparecen en prensa noticias que hablan de Dios, de la Iglesia, los políticos lo tienen en su argumentario, los cantantes lo usan como tema, es portada en bestsellers (...) Hay una necesidad en las personas de hablar, de escuchar y debatir sobre Dios", destacan los productores.

"Antes eran ateos, agnósticos, indiferentes (...) no creían en Dios o creían sin consecuencias, como quien cree en los extraterrestres. Vivían en las antípodas de una vida sin fe. Algunos declararon una guerra abierta contra la Iglesia, otros pertenecían a ella, como socios de un gran club, sin fe ni amor. Sin embargo, todos ellos cambiaron (...) Dios saltó a su vida de un modo sorprendente, ninguno le esperaba, tuvieron miedo en México, Japón, Colombia, Francia, Italia, China, Irlanda, Rep. Dominicana, Espina, Estados Unidos (...)", continúan.

El malabarista de Dios.jpg
Paul Ponce es el "Malabarista de Dios" / Ver trailer.

Este viaje camino a la conversión lo realiza junto con sus protagonistas, y en una caravana, el propio productor de la serie, el español Juan Manuel Cotelo -director del filme "La Última Cima"-, quien les pregunta de todo a sus entrevistados como si fuese una persona sin fe que tiene interés por alguien que sí la tiene. Luego esta caravana busca a otros a quienes jamás se les ha pasado por la cabeza el tema de la conversión, y comparte estas experiencias.

La felicidad que perdura

En este tercer capítulo Paul Ponce, considerado uno de los tres mejores malabaristas del mundo, cuenta como al hallar a Dios, encontró también la verdadera felicidad, aquella que perdura.

"Hasta los 19 años yo pensaba que la felicidad estaba en el viajar, en tener muchas novias en cada ciudad, ganar mucho dinero, ser muy conocido en el mundo artístico, trabajar en lugares prestigiosos (...) con la familia real de Inglaterra (...) pero siempre tenía sed de más", comenta Ponce en el film.

Pero -como continúa- todo cambió en su confirmación cuando conoció "al espectador más importante de su vida"; el mismo Dios: "¿por qué hay una persona que está sufriendo? Y no es cualquier persona, es Dios mismo (...) En ese año aprendí que la felicidad está en el dar y no en recibir. Nunca había sido tan feliz hasta entonces".

Además del testimonio de la felicidad, que sólo se encuentra en Dios, este tercer capítulo también resalta el valor de la castidad, el matrimonio, y la apertura que los esposos han de tener a la vida con los hijos. Hoy Ponce está casado y tiene 6 hijos: "No sé si serán malabaristas o no. Lo único que quiero es que sean felices. Y para ser feliz, es hacer la voluntad de Dios".

El tercer capítulo de la serie "Te puede pasar a ti", puede verse on-line o adquirirse su DVD desde la página web de Infinito más Uno.

Con información de infinitomasuno.org.

 

Contenido publicado en es.gaudiumpress.org, en el enlace http://es.gaudiumpress.org/content/57681--El-malabarista-de-Dios---una-historia-de-conversion. Se autoriza su publicación desde que cite la fuente.



 

Deja un comentario
Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *




 
Loading
PublicidadGaudiumPressEsHomeRight
Loading

Más de 100 imágenes de distintas advocaciones de la Santísima Virgen fueron ricamente adornadas y ...
 
El Pontífice uso en su meditación el Evangelio de ese segundo domingo de adviento ...
 
La fiesta por la patrona de América será precedida por el rezo del Rosario ...
 
El evento será parte del cuarto Congreso Apostólico Mundial sobre la Misericordia. ...
 
El Papa Francisco participó de la Primera de las Predicaciones de Adviento, el pasado viernes. Ella ...
 
Loading


Lo que se está twitteando sobre

Loading


 
 

Loading

Loading