Loading
 
 
 
Loading
 
Cardenal Pell: Una Iglesia que ama la pobreza no es necesariamente una "Iglesia con las arcas vacías"
Loading
 
8 de Agosto de 2014 / 0 Comentarios
 
Imprimir
 
 

Ciudad del Vaticano (Viernes, 08-08-2014, Gaudium Press) El Cardenal George Pell, arzobispo de Sydney y Prefecto de la Secretaría de Economía de la Santa Sede (algunos lo llaman el ‘superministro de finanzas' de la Iglesia), afirmó que siendo claro el aprecio del Papa Francisco por la ‘hermana pobreza', esto no se traduce "necesariamente en una Iglesia con las arcas vacías", "y ciertamente no significa una Iglesia descuidada, o ineficiente, o disponible a ser robada".

En entrevista con el Catholic News Service, el purpurado australiano habló sobre los rumbos que siguen las reformas a las finanzas vaticanas:

1.jpg"Yo diría que estamos tratando de poner en marcha las mejores prácticas de gestión de la actualidad -explica el Cardenal Pell. Existen normas internacionales de contabilidad y gestión del dinero. Aquí no es como si no hubiera nada, por supuesto. La Santa Sede tiene fortalezas financieras muy importantes. Pero todos los sistemas y procedimientos adecuados, prudenciales, que son aceptables en todo el mundo, los estamos introduciendo aquí".

Una de esas prácticas es, por ejemplo, la de auditorías periódicas:

"Antes de que finalice el año -anuncia el purpurado- esperamos nombrar un auditor que será totalmente independiente y al que cualquier persona puede recurrir. Estamos haciendo aún más claro lo que creo que se llama el ‘principio de los cuatro ojos', por lo que cada pieza significativa de actividad no puede ser llevada a cabo por una sola persona. Agilizaremos y mejoraremos los procedimientos presupuestarios, esperamos restituir -dentro de los parámetros financieros- una cantidad de autoridad a las distintas congregaciones y consejos. Nada de esto es ‘ciencia misilística', pero somos muy conscientes de que cuando la gente dona a la Iglesia espera que el dinero se use con sabiduría, para buenos propósitos. A menudo las organizaciones crecen y los tipos de sistemas que eran adecuados en el pasado ya no puede ser convenientes para el futuro".

Asimismo, el Cardenal Pell afirmó que "si vamos a ayudar a los pobres tenemos necesidad de tener los medios, y mientras mejor gestionemos nuestras finanzas, más obras buenas podemos hacer. Recuerdo el comentario de Margaret Thatcher, [que decía] que el Buen Samaritano, si no hubiese sido un poco capitalista -tenía su negocio de dinero- no habría podido ayudar. Podemos hacer más si creamos más".

 

Loading
Cardenal Pell: Una Iglesia que ama la pobreza no es necesariamente una "Iglesia con las arcas vacías"

Ciudad del Vaticano (Viernes, 08-08-2014, Gaudium Press) El Cardenal George Pell, arzobispo de Sydney y Prefecto de la Secretaría de Economía de la Santa Sede (algunos lo llaman el ‘superministro de finanzas' de la Iglesia), afirmó que siendo claro el aprecio del Papa Francisco por la ‘hermana pobreza', esto no se traduce "necesariamente en una Iglesia con las arcas vacías", "y ciertamente no significa una Iglesia descuidada, o ineficiente, o disponible a ser robada".

En entrevista con el Catholic News Service, el purpurado australiano habló sobre los rumbos que siguen las reformas a las finanzas vaticanas:

1.jpg"Yo diría que estamos tratando de poner en marcha las mejores prácticas de gestión de la actualidad -explica el Cardenal Pell. Existen normas internacionales de contabilidad y gestión del dinero. Aquí no es como si no hubiera nada, por supuesto. La Santa Sede tiene fortalezas financieras muy importantes. Pero todos los sistemas y procedimientos adecuados, prudenciales, que son aceptables en todo el mundo, los estamos introduciendo aquí".

Una de esas prácticas es, por ejemplo, la de auditorías periódicas:

"Antes de que finalice el año -anuncia el purpurado- esperamos nombrar un auditor que será totalmente independiente y al que cualquier persona puede recurrir. Estamos haciendo aún más claro lo que creo que se llama el ‘principio de los cuatro ojos', por lo que cada pieza significativa de actividad no puede ser llevada a cabo por una sola persona. Agilizaremos y mejoraremos los procedimientos presupuestarios, esperamos restituir -dentro de los parámetros financieros- una cantidad de autoridad a las distintas congregaciones y consejos. Nada de esto es ‘ciencia misilística', pero somos muy conscientes de que cuando la gente dona a la Iglesia espera que el dinero se use con sabiduría, para buenos propósitos. A menudo las organizaciones crecen y los tipos de sistemas que eran adecuados en el pasado ya no puede ser convenientes para el futuro".

Asimismo, el Cardenal Pell afirmó que "si vamos a ayudar a los pobres tenemos necesidad de tener los medios, y mientras mejor gestionemos nuestras finanzas, más obras buenas podemos hacer. Recuerdo el comentario de Margaret Thatcher, [que decía] que el Buen Samaritano, si no hubiese sido un poco capitalista -tenía su negocio de dinero- no habría podido ayudar. Podemos hacer más si creamos más".

 


 

Deja un comentario
Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *




 
Loading
PublicidadGaudiumPressEsHomeRight
Loading

Las acciones del grupo terrorista anticristiano Boko Haram bloquean la producción de alimentos. ...
 
Cada mes de mayo el rosal florece nuevamente junto al ábside del templo. ...
 
El evento es organizado por la Pontificia Unión Misional de Polonia, que cumple 100 años de funda ...
 
La misa se realizará a las 19:30 horas en San Francisco el Grande ...
 
Iniciada en este mes de diciembre, la 27ª edición de la Exposición Franciscana de Pesebres tiene ...
 
Loading


Lo que se está twitteando sobre

Loading


 
 

Loading

Loading