Loading
 
 
 
Loading
 
La Virgen "abre la vía de la maternidad de la Iglesia", afirmó el Papa
Loading
 
2 de Enero de 2015 / 0 Comentarios
 
Imprimir
 
 

Ciudad del Vaticano (Viernes, 02-01-2015, Gaudium Press) Ayer, en la fiesta de Santa María Madre de Dios, el Papa Francisco celebró misa en la Basílica vaticana. En su homilía habló de la relación de la Virgen con su Divino Hijo, y de la relación de Cristo con la Iglesia.

Recordó el Papa la bendición de Isabel sobre la Virgen encinta ''¡Bendita tú entre las mujeres, y bendito el fruto de tu vientre! ¿Quién soy yo para que me visite la madre de mi Señor?'' y dijo que esa salutación se inserta en la línea de la bendición sacerdotal dada por Dios a Moisés: ''El Señor te bendiga y te proteja, ilumine su rostro sobre ti y te conceda su favor. El Señor te muestre su rostro y te conceda la paz''. La Virgen es la primera destinataria de esta última bendición, "pues ninguna otra criatura ha visto brillar sobre ella el rostro de Dios como María, que dio un rostro humano al Verbo eterno, para que todos lo puedan contemplar".

virgen_gaudium_press.jpg
Virgen de Araceli, Monasterio Madre de Dios, Baena, España

La Virgen está íntimamente unida a Jesús, porque "la carne de Cristo, que es el eje de la salvación (Tertuliano), se ha tejido en el vientre de María". Además, el Señor le dio "el conocimiento del corazón, el conocimiento de la fe, alimentada por la experiencia materna". Fue a través de Ella que "eligiendo la vía humilde de la existencia humana, entró personalmente en el surco de la historia de la salvación". De forma análoga "Cristo y la Iglesia son igualmente inseparables, y no se puede entender la salvación realizada por Jesús sin considerar la maternidad de la Iglesia".

"En efecto, la Iglesia, la gran familia de Dios, es la que nos lleva a Cristo (...).¿Dónde lo podemos encontrar? Lo encontramos en la Iglesia. Es la Iglesia la que dice hoy: ''Este es el Cordero de Dios''; es la Iglesia quien lo anuncia; es en la Iglesia donde Jesús sigue haciendo sus gestos de gracia que son los sacramentos. Esta acción y la misión de la Iglesia expresa su maternidad. Ella es como una madre que custodia a Jesús con ternura y lo da a todos con alegría y generosidad. Ninguna manifestación de Cristo, ni siquiera la más mística, puede separarse de la carne y la sangre de la Iglesia, de la concreción histórica del Cuerpo de Cristo".

La Iglesia da la plenitud de la bendición dándonos a Cristo, enfatizó el Pontífice. La Virgen es la "que abre esta vía de la maternidad de la Iglesia y sostiene siempre su misión materna dirigida a todos los hombres. Su testimonio materno y discreto camina con la Iglesia desde el principio. Ella, la Madre de Dios, es también Madre de la Iglesia y, a través de la Iglesia, es Madre de todos los hombres y de todos los pueblos".

El Papa concluyó su homilía pidiendo a la Madre de Dios que "nos obtenga la bendición del Señor para toda la familia humana", y que particularmente consiga del Señor el don de la paz.

Con información de Radio Vaticano

Loading
La Virgen "abre la vía de la maternidad de la Iglesia", afirmó el Papa

Ciudad del Vaticano (Viernes, 02-01-2015, Gaudium Press) Ayer, en la fiesta de Santa María Madre de Dios, el Papa Francisco celebró misa en la Basílica vaticana. En su homilía habló de la relación de la Virgen con su Divino Hijo, y de la relación de Cristo con la Iglesia.

Recordó el Papa la bendición de Isabel sobre la Virgen encinta ''¡Bendita tú entre las mujeres, y bendito el fruto de tu vientre! ¿Quién soy yo para que me visite la madre de mi Señor?'' y dijo que esa salutación se inserta en la línea de la bendición sacerdotal dada por Dios a Moisés: ''El Señor te bendiga y te proteja, ilumine su rostro sobre ti y te conceda su favor. El Señor te muestre su rostro y te conceda la paz''. La Virgen es la primera destinataria de esta última bendición, "pues ninguna otra criatura ha visto brillar sobre ella el rostro de Dios como María, que dio un rostro humano al Verbo eterno, para que todos lo puedan contemplar".

virgen_gaudium_press.jpg
Virgen de Araceli, Monasterio Madre de Dios, Baena, España

La Virgen está íntimamente unida a Jesús, porque "la carne de Cristo, que es el eje de la salvación (Tertuliano), se ha tejido en el vientre de María". Además, el Señor le dio "el conocimiento del corazón, el conocimiento de la fe, alimentada por la experiencia materna". Fue a través de Ella que "eligiendo la vía humilde de la existencia humana, entró personalmente en el surco de la historia de la salvación". De forma análoga "Cristo y la Iglesia son igualmente inseparables, y no se puede entender la salvación realizada por Jesús sin considerar la maternidad de la Iglesia".

"En efecto, la Iglesia, la gran familia de Dios, es la que nos lleva a Cristo (...).¿Dónde lo podemos encontrar? Lo encontramos en la Iglesia. Es la Iglesia la que dice hoy: ''Este es el Cordero de Dios''; es la Iglesia quien lo anuncia; es en la Iglesia donde Jesús sigue haciendo sus gestos de gracia que son los sacramentos. Esta acción y la misión de la Iglesia expresa su maternidad. Ella es como una madre que custodia a Jesús con ternura y lo da a todos con alegría y generosidad. Ninguna manifestación de Cristo, ni siquiera la más mística, puede separarse de la carne y la sangre de la Iglesia, de la concreción histórica del Cuerpo de Cristo".

La Iglesia da la plenitud de la bendición dándonos a Cristo, enfatizó el Pontífice. La Virgen es la "que abre esta vía de la maternidad de la Iglesia y sostiene siempre su misión materna dirigida a todos los hombres. Su testimonio materno y discreto camina con la Iglesia desde el principio. Ella, la Madre de Dios, es también Madre de la Iglesia y, a través de la Iglesia, es Madre de todos los hombres y de todos los pueblos".

El Papa concluyó su homilía pidiendo a la Madre de Dios que "nos obtenga la bendición del Señor para toda la familia humana", y que particularmente consiga del Señor el don de la paz.

Con información de Radio Vaticano

Contenido publicado en es.gaudiumpress.org, en el enlace http://es.gaudiumpress.org/content/65981-La-Virgen--abre-la-via-de-la-maternidad-de-la-Iglesia---afirmo-el-Papa. Se autoriza su publicación desde que cite la fuente.



 

Deja un comentario
Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *




 
Loading
PublicidadGaudiumPressEsHomeRight
Loading

Ayer, los grandes santuarios marianos de la Argentina se vieron colmados de fieles ...
 
La "Babilonia caldaica era una ciudad muy poderosa e importante, que se podría considerar la metró ...
 
Corría el año de 1823, y aún no se había proclamado el dogma de la Inmaculada Concepción, ese q ...
 
Las acciones del grupo terrorista anticristiano Boko Haram bloquean la producción de alimentos. ...
 
Cada mes de mayo el rosal florece nuevamente junto al ábside del templo. ...
 
Loading


Lo que se está twitteando sobre

Loading


 
 

Loading

Loading