Loading
 
 
 
Loading
 
Las Grandezas del Arte Gótico
Loading
 
22 de Septiembre de 2017 / 0 Comentarios
 
Imprimir
 
 

Redacción (Viernes, 21-09-2017, Gaudium Press) El gótico es, antes que nada, un vuelo de espíritu. Estilo característicamente medieval, fue engendrado por generaciones de Fe, cuyo mayor deseo era erigir templos a la altura de su finalidad: abrigar el Santísimo Sacramento, celebrar diariamente la Sagrada Eucaristía, prestar homenaje a la Santísima Madre de Dios y a los santos. Innúmeras son las construcciones esparcidas por Europa que todavía hoy nos hacen conocer la armonía perfecta, la elegancia y la ligereza que la piedra trabajada y el vidrio colorido son capaces de transmitir.

6.jpg

Deseoso de expresar a través de lo bello su amor a Dios, el hombre medieval escribió el Evangelio en piedra y vidrio, de modo que todos, grandes y pequeños, alfabetizados y analfabetos, pudiesen, por los siglos, conocer mejor a Nuestro Señor.

Consideremos, por ejemplo, la catedral de Reims, localizada en la región de la Champagne, en Francia. Está erguida en el lugar donde fue bautizado Clodoveo, rey de los Francos, al final del siglo V, acontecimiento que tornó Reims la ciudad en la cual los reyes franceses eran coronados, además de marcar en las páginas de la historia el surgimiento de la primera nación católica del mundo.

La construcción del edificio que actualmente allá se contempla tuvo inicio en 1211, y la parte esencial de la Catedral fue completada en menos de un siglo, lo que para la época era de una considerable rapidez. El interior fue terminado al final del siglo XIII. Infelizmente, innúmeras dificultades intervinieron y el exterior no llegó a ser concluido. Le faltan las torres, que cada admirador puede construir en su propia imaginación.

Quien traspone sus umbrales tiene la impresión de salir de esta tierra. Arcadas y ojivas forman un conjunto de incomparable armonía, y el colorido de los vitrales como que esparce por el piso piedras preciosas de rara belleza. Su interior nos incita al recogimiento y la meditación, al mismo tiempo que nos invade una alegría verdaderamente sobrenatural. El gótico es un arte constituido sobre todo de elevación de espíritu, de Fe y de amor a Dios.

Por la Hermana Carmela Werner Ferreira, EP

Loading
Las Grandezas del Arte Gótico

Redacción (Viernes, 21-09-2017, Gaudium Press) El gótico es, antes que nada, un vuelo de espíritu. Estilo característicamente medieval, fue engendrado por generaciones de Fe, cuyo mayor deseo era erigir templos a la altura de su finalidad: abrigar el Santísimo Sacramento, celebrar diariamente la Sagrada Eucaristía, prestar homenaje a la Santísima Madre de Dios y a los santos. Innúmeras son las construcciones esparcidas por Europa que todavía hoy nos hacen conocer la armonía perfecta, la elegancia y la ligereza que la piedra trabajada y el vidrio colorido son capaces de transmitir.

6.jpg

Deseoso de expresar a través de lo bello su amor a Dios, el hombre medieval escribió el Evangelio en piedra y vidrio, de modo que todos, grandes y pequeños, alfabetizados y analfabetos, pudiesen, por los siglos, conocer mejor a Nuestro Señor.

Consideremos, por ejemplo, la catedral de Reims, localizada en la región de la Champagne, en Francia. Está erguida en el lugar donde fue bautizado Clodoveo, rey de los Francos, al final del siglo V, acontecimiento que tornó Reims la ciudad en la cual los reyes franceses eran coronados, además de marcar en las páginas de la historia el surgimiento de la primera nación católica del mundo.

La construcción del edificio que actualmente allá se contempla tuvo inicio en 1211, y la parte esencial de la Catedral fue completada en menos de un siglo, lo que para la época era de una considerable rapidez. El interior fue terminado al final del siglo XIII. Infelizmente, innúmeras dificultades intervinieron y el exterior no llegó a ser concluido. Le faltan las torres, que cada admirador puede construir en su propia imaginación.

Quien traspone sus umbrales tiene la impresión de salir de esta tierra. Arcadas y ojivas forman un conjunto de incomparable armonía, y el colorido de los vitrales como que esparce por el piso piedras preciosas de rara belleza. Su interior nos incita al recogimiento y la meditación, al mismo tiempo que nos invade una alegría verdaderamente sobrenatural. El gótico es un arte constituido sobre todo de elevación de espíritu, de Fe y de amor a Dios.

Por la Hermana Carmela Werner Ferreira, EP

Contenido publicado en es.gaudiumpress.org, en el enlace http://es.gaudiumpress.org/content/90069-Las-Grandezas-del-Arte-Gotico. Se autoriza su publicación desde que cite la fuente.



 

Deja un comentario
Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *




 
Loading
PublicidadGaudiumPressEsHomeRight
Loading

Francisco dirigió comunicación sobre Jerusalén al Gran Imán de Al-Azhar con motivo de la Confere ...
 
La homilía del Santo Padre se inició por un agradecimiento a Dios por él poder visitar "esta part ...
 
Según la Ley de Moisés, todo varón debería ser circuncidado en el octavo día después de su nac ...
 
Así lo aseguró el Padre Manuel Hernando Vega, Director del Departamento de Vida Consagrada de la C ...
 
La revista "El Pan de los pobres", medio de comunicación de los devotos de San Antonio de Padua, co ...
 
Loading


Lo que se está twitteando sobre

Loading


 
 

Loading

Loading