Loading
 
 
 
Loading
 
Dos mellizos consagrados a la Santísima Virgen María cuando eran bebés llegan a ser respectivamente sacerdote y religiosa
Loading
 
23 de Mayo de 2018 / 0 Comentarios
 
Imprimir
 
 

Santiago (Miércoles, 23-05-2018, Gaudium Press) Los efectos de la intervención misteriosa de la Santísima Virgen la vida de dos mellizos chilenos llegaron a conocerse plenamente 40 años después de que su madre los consagrara a su cuidado. "Mi mamá nos reveló que cuando teníamos meses de vida estuvimos muy graves en el hospital" relató a la agencia ACI la religiosa Mónica Moya, quién fue consagrada la Santísima Virgen junto con su hermano cuando eran bebés y que, sin saber esto, eligieron cada uno seguir una vocación de consagración a Dios a través del sacerdocio y la vida religiosa.

VOTOS PERPETUOS HNA MONICA MOYA GAUDIUM PRESS.jpg
El P. Cristian (centro, de espaldas) y la Hna. Mónica (postrada en el suelo), durante la profesión de votos perpetuos de esta última. Foto: Hna. Mónica Moya.
"Una transfusión de sangre sería lo último que harían por nosotros" relató la religiosa, recordando la información que su madre le transmitió sólo cuando la hoy religiosa cumplió 40 años. La grave enfermedad los afectó cuando tenían cerca de 3 meses de edad y el peligro que corrían los pequeños era acentuado para su madre, Teodora Huerta, por la reciente pérdida de un hijo de un año de edad a causa de una afección cardíaca.

"Mi mamá dice que lo único que le vino a la mente fue ofrecernos a la Virgen y dejarnos en sus manos. Después de eso ocurrió nuestra recuperación", comentó la Hna. Mónica. "A lo mejor uno lo puede mirar como una simple casualidad, pero ahora uno de sus hijos es sacerdote y otra religiosa, es como que la Virgen le cobró la palabra". La hermana Mónica ingresó a la congregación de Hijas de Santa María de la Providencia diez años antes de conocer la historia de su consagración.

La providencialidad de este camino de fe se demuestra también en que su hermano sacerdote, el P Cristian Moya, fue formado en un Seminario que se ubica junto al Santuario de Nuestra Señora Purísima de Lo Vásquez, el cual fue el templo visitado por su madre para implorar a la Santísima Virgen la curación de sus hijos. La religiosa hizo sus votos perpetuos el 19 de marzo de 2017 y su hermano mellizo presidió la celebración eucarística, gracias a un permiso especial obtenido del Obispo, en el mismo templo en el cual el padre Cristian celebró su primera Eucaristía.

Con información de ACI.

 

Loading
Dos mellizos consagrados a la Santísima Virgen María cuando eran bebés llegan a ser respectivamente sacerdote y religiosa

Santiago (Miércoles, 23-05-2018, Gaudium Press) Los efectos de la intervención misteriosa de la Santísima Virgen la vida de dos mellizos chilenos llegaron a conocerse plenamente 40 años después de que su madre los consagrara a su cuidado. "Mi mamá nos reveló que cuando teníamos meses de vida estuvimos muy graves en el hospital" relató a la agencia ACI la religiosa Mónica Moya, quién fue consagrada la Santísima Virgen junto con su hermano cuando eran bebés y que, sin saber esto, eligieron cada uno seguir una vocación de consagración a Dios a través del sacerdocio y la vida religiosa.

VOTOS PERPETUOS HNA MONICA MOYA GAUDIUM PRESS.jpg
El P. Cristian (centro, de espaldas) y la Hna. Mónica (postrada en el suelo), durante la profesión de votos perpetuos de esta última. Foto: Hna. Mónica Moya.
"Una transfusión de sangre sería lo último que harían por nosotros" relató la religiosa, recordando la información que su madre le transmitió sólo cuando la hoy religiosa cumplió 40 años. La grave enfermedad los afectó cuando tenían cerca de 3 meses de edad y el peligro que corrían los pequeños era acentuado para su madre, Teodora Huerta, por la reciente pérdida de un hijo de un año de edad a causa de una afección cardíaca.

"Mi mamá dice que lo único que le vino a la mente fue ofrecernos a la Virgen y dejarnos en sus manos. Después de eso ocurrió nuestra recuperación", comentó la Hna. Mónica. "A lo mejor uno lo puede mirar como una simple casualidad, pero ahora uno de sus hijos es sacerdote y otra religiosa, es como que la Virgen le cobró la palabra". La hermana Mónica ingresó a la congregación de Hijas de Santa María de la Providencia diez años antes de conocer la historia de su consagración.

La providencialidad de este camino de fe se demuestra también en que su hermano sacerdote, el P Cristian Moya, fue formado en un Seminario que se ubica junto al Santuario de Nuestra Señora Purísima de Lo Vásquez, el cual fue el templo visitado por su madre para implorar a la Santísima Virgen la curación de sus hijos. La religiosa hizo sus votos perpetuos el 19 de marzo de 2017 y su hermano mellizo presidió la celebración eucarística, gracias a un permiso especial obtenido del Obispo, en el mismo templo en el cual el padre Cristian celebró su primera Eucaristía.

Con información de ACI.

 


 

Deja un comentario
Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *



 
Loading
PublicidadGaudiumPressEsHomeRight
Loading

La Señora de Fátima atravesó victoriosa un siglo, y hoy nos vuelve a hablar, ya no con palabras q ...
 
Los ataques anticristianos en Kandhamal, estado de Orissa, marcaron un antes y un después para las ...
 
La Iglesia Greco Católica Ucraniana no cuenta con espacios suficientes para todos los aspirantes. ...
 
La proporción de vocaciones en jóvenes educados en casa es notablemente superior a la general de l ...
 
Los Obispos de Irlanda hicieron un llamado a continuar los esfuerzos en defensa de la vida y de la p ...
 
Loading


Lo que se está twitteando sobre

Loading


 
 

Loading

Loading