Loading
 
 
 
Loading
 
En homilía dedicada a San José, el Papa habló de su fidelidad
Loading
 
19 de Diciembre de 2018 / 0 Comentarios
 
Imprimir
 
 

Ciudad del Vaticano (Miércoles, 19-12-2018, Gaudium Press) En la Misa que celebró ayer en la Capilla de la Casa Santa Marta, en el Vaticano, el Papa Francisco, durante la homilía, recordó características propias de San José.

3.jpg

El Papa afirmó que "José es el hombre que sabe acompañar en silencio" y es "el hombre de los sueños".

Sobre el altar estaban colocadas bolas para el árbol de Navidad. Ellas fueron confeccionadas por niños de Eslovaquia que son portadores de deficiencias.

José abraza su tarea en sí

El Papa recordó que, según las Sagradas Escrituras, José es descrito como siendo "un hombre justo, que observa la ley, un trabajador, humilde".

"Dios le revela su misión", y entonces, José abraza su tarea, su papel, y acompaña el crecimiento del Hijo de Dios "en silencio, sin juzgar, sin hablar mal":

"Ayuda a crecer, a desarrollarse. Así buscó un lugar para que el hijo naciese; cuidó de él; lo ayudó a crecer; le enseñó la profesión: muchas cosas... En silencio. Jamás tomó para sí la propiedad del hijo: lo dejó crecer en silencio. Deja crecer: sería la palabra que nos ayudaría mucho, a nosotros, que por naturaleza siempre queremos colocar la nariz en todo, sobre todo en la vida de los otros. ‘¿Y por qué hace eso? ¿Por qué hace aquello...? 'Y comienzan a hablar... Y él deja crecer. Protege. Ayuda, pero en silencio."

Esta es una actitud sabia, dice Francisco: la capacidad de esperar. Es fundamental saber esperar, antes de decir la palabra capaz de hacer crecer.

Esperar en silencio, dice el Papa, como hace Dios con sus hijos, con los cuales tiene mucha paciencia.

San José, hombre de los sueños, de las cosas concretas

El Papa dijo que San José era un hombre concreto, pero con el corazón abierto, "el hombre de los sueños", no "un soñador":

"El sueño es un lugar privilegiado para buscar la verdad, porque allí no nos defendemos de la verdad. Viene y... Dios habla también en los sueños. No siempre, porque normalmente es nuestro inconsciente que viene, pero Dios muchas veces escogió hablar en los sueños. Y lo hizo muchas veces, en la Biblia se ve, ¿no? En los sueños. Pero José era el hombre de los sueños, pero no era un soñador, ¿eh? No tenía fantasías. Un soñador es otra cosa: es aquel que cree... va... está en el aire y no tiene los pies en el piso. José tenía los pies en el piso. Pero era abierto."

Soñar

Francisco, para encerrar su homilía, pide que no se pierda la capacidad de soñar, la capacidad de abrirse al mañana con confianza, a pesar de las dificultades que puedan aparecer:

"No perder la capacidad de soñar el futuro: cada uno de nosotros. Cada uno de nosotros: soñar nuestra familia, nuestros hijos, nuestros padres. Ver como a mí me gustaría que fuese la vida de ellos. Los sacerdotes también: soñar a nuestros fieles, lo que queremos para ellos. Soñar como sueñan los jóvenes, que son "sin pudor" al soñar, y allí encuentran un camino. No perder la capacidad de soñar, porque soñar es abrir las puertas para el futuro. Ser fecundos en el futuro." (JSG)

(De la Redacción de Gaudium Press, con informaciones Vatican News.)

 

Loading
En homilía dedicada a San José, el Papa habló de su fidelidad

Ciudad del Vaticano (Miércoles, 19-12-2018, Gaudium Press) En la Misa que celebró ayer en la Capilla de la Casa Santa Marta, en el Vaticano, el Papa Francisco, durante la homilía, recordó características propias de San José.

3.jpg

El Papa afirmó que "José es el hombre que sabe acompañar en silencio" y es "el hombre de los sueños".

Sobre el altar estaban colocadas bolas para el árbol de Navidad. Ellas fueron confeccionadas por niños de Eslovaquia que son portadores de deficiencias.

José abraza su tarea en sí

El Papa recordó que, según las Sagradas Escrituras, José es descrito como siendo "un hombre justo, que observa la ley, un trabajador, humilde".

"Dios le revela su misión", y entonces, José abraza su tarea, su papel, y acompaña el crecimiento del Hijo de Dios "en silencio, sin juzgar, sin hablar mal":

"Ayuda a crecer, a desarrollarse. Así buscó un lugar para que el hijo naciese; cuidó de él; lo ayudó a crecer; le enseñó la profesión: muchas cosas... En silencio. Jamás tomó para sí la propiedad del hijo: lo dejó crecer en silencio. Deja crecer: sería la palabra que nos ayudaría mucho, a nosotros, que por naturaleza siempre queremos colocar la nariz en todo, sobre todo en la vida de los otros. ‘¿Y por qué hace eso? ¿Por qué hace aquello...? 'Y comienzan a hablar... Y él deja crecer. Protege. Ayuda, pero en silencio."

Esta es una actitud sabia, dice Francisco: la capacidad de esperar. Es fundamental saber esperar, antes de decir la palabra capaz de hacer crecer.

Esperar en silencio, dice el Papa, como hace Dios con sus hijos, con los cuales tiene mucha paciencia.

San José, hombre de los sueños, de las cosas concretas

El Papa dijo que San José era un hombre concreto, pero con el corazón abierto, "el hombre de los sueños", no "un soñador":

"El sueño es un lugar privilegiado para buscar la verdad, porque allí no nos defendemos de la verdad. Viene y... Dios habla también en los sueños. No siempre, porque normalmente es nuestro inconsciente que viene, pero Dios muchas veces escogió hablar en los sueños. Y lo hizo muchas veces, en la Biblia se ve, ¿no? En los sueños. Pero José era el hombre de los sueños, pero no era un soñador, ¿eh? No tenía fantasías. Un soñador es otra cosa: es aquel que cree... va... está en el aire y no tiene los pies en el piso. José tenía los pies en el piso. Pero era abierto."

Soñar

Francisco, para encerrar su homilía, pide que no se pierda la capacidad de soñar, la capacidad de abrirse al mañana con confianza, a pesar de las dificultades que puedan aparecer:

"No perder la capacidad de soñar el futuro: cada uno de nosotros. Cada uno de nosotros: soñar nuestra familia, nuestros hijos, nuestros padres. Ver como a mí me gustaría que fuese la vida de ellos. Los sacerdotes también: soñar a nuestros fieles, lo que queremos para ellos. Soñar como sueñan los jóvenes, que son "sin pudor" al soñar, y allí encuentran un camino. No perder la capacidad de soñar, porque soñar es abrir las puertas para el futuro. Ser fecundos en el futuro." (JSG)

(De la Redacción de Gaudium Press, con informaciones Vatican News.)

 

Contenido publicado en es.gaudiumpress.org, en el enlace http://es.gaudiumpress.org/content/100025-En-homilia-dedicada-a-San-Jose--el-Papa-hablo-de-su-fidelidad. Se autoriza su publicación desde que cite la fuente.



 

Deja un comentario
Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *



 
Loading
PublicidadGaudiumPressEsHomeRight
Loading

La Conferencia de Obispos Católicos se abstuvo de comentar mientras avanza la investigación polic ...
 
La Madre Agnes Mariam de la Croix, Carmelita Descalza, relató el portento sucedido durante la ocupa ...
 
Después de 35 años de fuerte migración, la población cristiana local podría comenzar a recupera ...
 
La resolución se da a raíz del interrogatorio a que fue sometido Brian C. Buescher, un abogado que ...
 
Tras el atentado contra la Escuela de Cadetes de Policía en Bogotá, Colombia, ocurrido en la maña ...
 
Loading


Lo que se está twitteando sobre

Loading


 
 

Loading

Loading