Loading
 
 
 
Loading
 
El poder de la oración, en la liberación de una chica que había sido secuestrada
Loading
 
16 de Enero de 2019 / 0 Comentarios
 
Imprimir
 
 

Cameron, EE.UU. (Miércoles, 16-01-2019, Gaudium Press) Era el 15 de octubre del año pasado cuando James y Denise Closs fueron asesinados, y su hija Jayme, de 13 años, secuestrada. El día 27 de ese mes James y Denise estaban siendo enterrados, pero el dolor familiar y comunitario continuaba y se hacía más intenso con la desaparición de la niña.

2.jpg

Cartel de las autoridades anunciando

la desaparición de Jayme

Desde entonces, la comunidad de la iglesia de San Pedro, en Cameron, en la diócesis de Superior en el estado de Wisconsin, rezaba por la chica.

88 días duró Jayme secuestrada. Y durante todo ese tiempo la comunidad parroquial oró por ella. Jayme no solo iba a misa con sus padres a San Pedro, sino que asistía a su escuela parroquial. Entretanto, el pasado 10 de enero, el cartel de avisos de la parroquia tenía un mensaje de acción de gracias: "Alabado sea Dios, bienvenida a casa, Jaime". Jayme había escapado de su captor.

"Nuestras oraciones fueron atendidas y Dios es bueno", decía con júbilo la feligresa JoAnn Trowbridge. El obispo James P. Powers apuntaba también a los sufrimientos de Jayme: "Dios sabe qué tipo de torturas físicas y mentales" tuvo que soportar la chica. Pero ahora debemos "elevar una oración de agradecimiento a Dios".

Jayme fue encontrada en la ciudad de Gordon, a 70 millas de su casa en Barron. Ella había escapado de la cabaña en el bosque donde la mantenía prisionera Jake Patterson, quien confesó sus delitos. En un acto de coraje, Jayme dio el primer paso, y luego el segundo en su fuga, que fue coronada con éxito.

Actualmente Jayme se encuentra con una tía. Su abuelo declaró que la niña está "en un muy buen estado de ánimo".

El pasado domingo 13, la comunidad de la iglesia de San Pedro rezó por la niña y su familia, y también por todos aquellos que participaron en su búsqueda. El próximo domingo 20 se realizará una misa de acción de gracias por su regreso.

Siempre, pero hoy más que nunca, los feligreses de la iglesia de San Pedro confían en el poder de la oración.

Con información del Catholic News Service

 

Loading
El poder de la oración, en la liberación de una chica que había sido secuestrada

Cameron, EE.UU. (Miércoles, 16-01-2019, Gaudium Press) Era el 15 de octubre del año pasado cuando James y Denise Closs fueron asesinados, y su hija Jayme, de 13 años, secuestrada. El día 27 de ese mes James y Denise estaban siendo enterrados, pero el dolor familiar y comunitario continuaba y se hacía más intenso con la desaparición de la niña.

2.jpg

Cartel de las autoridades anunciando

la desaparición de Jayme

Desde entonces, la comunidad de la iglesia de San Pedro, en Cameron, en la diócesis de Superior en el estado de Wisconsin, rezaba por la chica.

88 días duró Jayme secuestrada. Y durante todo ese tiempo la comunidad parroquial oró por ella. Jayme no solo iba a misa con sus padres a San Pedro, sino que asistía a su escuela parroquial. Entretanto, el pasado 10 de enero, el cartel de avisos de la parroquia tenía un mensaje de acción de gracias: "Alabado sea Dios, bienvenida a casa, Jaime". Jayme había escapado de su captor.

"Nuestras oraciones fueron atendidas y Dios es bueno", decía con júbilo la feligresa JoAnn Trowbridge. El obispo James P. Powers apuntaba también a los sufrimientos de Jayme: "Dios sabe qué tipo de torturas físicas y mentales" tuvo que soportar la chica. Pero ahora debemos "elevar una oración de agradecimiento a Dios".

Jayme fue encontrada en la ciudad de Gordon, a 70 millas de su casa en Barron. Ella había escapado de la cabaña en el bosque donde la mantenía prisionera Jake Patterson, quien confesó sus delitos. En un acto de coraje, Jayme dio el primer paso, y luego el segundo en su fuga, que fue coronada con éxito.

Actualmente Jayme se encuentra con una tía. Su abuelo declaró que la niña está "en un muy buen estado de ánimo".

El pasado domingo 13, la comunidad de la iglesia de San Pedro rezó por la niña y su familia, y también por todos aquellos que participaron en su búsqueda. El próximo domingo 20 se realizará una misa de acción de gracias por su regreso.

Siempre, pero hoy más que nunca, los feligreses de la iglesia de San Pedro confían en el poder de la oración.

Con información del Catholic News Service

 

Contenido publicado en es.gaudiumpress.org, en el enlace http://es.gaudiumpress.org/content/100603-El-poder-de-la-oracion--en-la-liberacion-de-una-chica-que-habia-sido-secuestrada. Se autoriza su publicación desde que cite la fuente.



 

Deja un comentario
Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *



 
Loading
PublicidadGaudiumPressEsHomeRight
Loading

La educación es otro de los campos en los cuales se ha reproducido la guerra del régimen comunista ...
 
Rafael Ortega dirigió la iniciativa durante ocho años y continuará perteneciendo a la Asociació ...
 
Del 18 al 26 de febrero, la Iglesia local reflexionará sobre la Alegría del Amor y de la Familia e ...
 
Las religiosas regresaron a la población en fiesta de Santa Escolástica y residirán en un convent ...
 
Bajo el título de "Sociología mariana", los autores buscan identificar "un modo mariano de entende ...
 
Loading


Lo que se está twitteando sobre

Loading


 
 

Loading

Loading