Loading
 
 
 
Loading
 
Médicos Portugueses afirman que la Eutanasia destruye relación de confianza médico-enfermo
Loading
 
7 de Febrero de 2018 / 0 Comentarios
 
Imprimir
 
 

Lisboa - Portugal (Miércoles, 07-02-2018, Gaudium Press) "No hay cualquier legitimidad ética para aprobar una ley cuya aplicación creará una desconfianza generalizada en la relación médico-enfermo, esto porque, el poder de provocar o anticipar la muerte de alguien, aunque a pedido del mismo, va contra la propia medicina; es un poder que inevitablemente destruye la medicina", Esta citación forma parte de una nota distribuida a la Prensa por la Asociación de los Médicos Católicos Portugueses (AMCP).

3.jpg

El pronunciamiento de la AMCP es una manifestación de los médicos contra la propuesta de Ley a favor de la legalización de la eutanasia.

Según los Médicos Católicos, la propuesta de Ley presentada por el Bloque de Izquierda, "afectará gravemente la relación médico-enfermo".

El presidente de la Asociación de Médicos, Dr. Pedro Afonso, vuelve a afirmar su oposición a la legalización de la eutanasia. Él entiende que la aprobación de la propuesta de Ley de la eutanasia, además de otros aspectos morales, coloca en sospecha la "relación de confianza médico-enfermo", que es "la base de la medicina".

Pues, subraya Pedro Afonso, "la medicina apoya su práctica en el diagnóstico y el tratamiento de las enfermedades, en el alivio del sufrimiento de los enfermos, siempre con la finalidad de defensa de la vida humana".

Eufemismo

La propuesta de los diputados izquierdistas prevé la participación de médicos en una "Comisión de Evaluación de los Procesos de Anticipación de la Muerte".

Se trata de un eufemismo para justificar que los médicos caminen dentro de la cultura de la muerte y se alejen de su misión de curar. Para la AMCP, "admitir que los médicos puedan validar o participar en una decisión que provoca la muerte, con el objetivo de eliminar el sufrimiento, es absolutamente inaceptable".

Y más: "El médico no puede cambiar de posición, no puede hacer todo para mejorar la vida del enfermo y, en simultáneo, actuar, a pedido del enfermo, en el sentido de quitarle la vida, ayudando al suicidio. Los médicos no pueden alternar entre ser una referencia profesional, amiga y confiable y ser los ejecutantes de una sentencia de muerte arbitraria", dice la nota de la AMCP.

Para la Asociación de los Médicos Católicos Portugueses, "ninguna circunstancia o ideología" puede borrar "la certeza de que la eutanasia - o el suicidio asistido - no puede ser considerada un acto clínico", ya que "no se destina a aliviar o a curar una enfermedad, sino a poner término la vida del paciente".

El Papa y la eutanasia

Al final del mes de enero, el Papa distribuyó un mensaje que expresa su rechazo a esta forma de asesinato y pidió, por otro lado que los médicos dispensasen más acompañamiento a los enfermos terminales.

"El proceso de secularización, absolutizando los conceptos de autodeterminación y de autonomía, llevó al crecimiento de los pedidos de eutanasia en muchos países, como afirmación ideológica de la voluntad de poder del hombre sobre su vida. Eso también llevó a considerar la interrupción voluntaria de la existencia humana como una elección de "civilización", declaró Francisco, en un discurso proferido delante de los participantes de la asamblea plenaria de la Congregación para la Doctrina de la Fe.

Contestación a la eutanasia

Las propuestas de legalización de la eutanasia han merecido fuerte contestación de responsables de la Iglesia Católica y movimientos de la sociedad civil.

La nota de la Conferencia Episcopal Portuguesa (CEP), divulgada en marzo de 2016, en la cual los obispos rechazan soluciones que coloquen en causa la "inviolabilidad" de la vida, dice:

"No puede justificarse la muerte de una persona con el consentimiento de ésta. El homicidio no deja de ser homicidio por ser consentido por la víctima: la inviolabilidad de la vida humana no cesa con el consentimiento de su titular", afirma el texto del Consejo Permanente de la CEP que divulgó además un elenco de 26 cuestiones sobre temas ligados a la eutanasia y al fin de la vida, en que son cuestionados el "absurdo" de un "derecho" a morir.

En 2017, la CEP dio entrada en el Parlamento de una petición denominada ‘Toda la Vida Tiene Dignidad' con más de 14 mil firmas.
Las asociaciones católicas de enfermeros y profesionales de salud, de farmacéuticos, de profesores, de jueces, de psicólogos y de médicos, y todavía la ACEGE, firmaron un comunicado conjunto en que expresan su apoyo a esta petición promovida por la CEP.
(JSG)

 

Loading
Médicos Portugueses afirman que la Eutanasia destruye relación de confianza médico-enfermo

Lisboa - Portugal (Miércoles, 07-02-2018, Gaudium Press) "No hay cualquier legitimidad ética para aprobar una ley cuya aplicación creará una desconfianza generalizada en la relación médico-enfermo, esto porque, el poder de provocar o anticipar la muerte de alguien, aunque a pedido del mismo, va contra la propia medicina; es un poder que inevitablemente destruye la medicina", Esta citación forma parte de una nota distribuida a la Prensa por la Asociación de los Médicos Católicos Portugueses (AMCP).

3.jpg

El pronunciamiento de la AMCP es una manifestación de los médicos contra la propuesta de Ley a favor de la legalización de la eutanasia.

Según los Médicos Católicos, la propuesta de Ley presentada por el Bloque de Izquierda, "afectará gravemente la relación médico-enfermo".

El presidente de la Asociación de Médicos, Dr. Pedro Afonso, vuelve a afirmar su oposición a la legalización de la eutanasia. Él entiende que la aprobación de la propuesta de Ley de la eutanasia, además de otros aspectos morales, coloca en sospecha la "relación de confianza médico-enfermo", que es "la base de la medicina".

Pues, subraya Pedro Afonso, "la medicina apoya su práctica en el diagnóstico y el tratamiento de las enfermedades, en el alivio del sufrimiento de los enfermos, siempre con la finalidad de defensa de la vida humana".

Eufemismo

La propuesta de los diputados izquierdistas prevé la participación de médicos en una "Comisión de Evaluación de los Procesos de Anticipación de la Muerte".

Se trata de un eufemismo para justificar que los médicos caminen dentro de la cultura de la muerte y se alejen de su misión de curar. Para la AMCP, "admitir que los médicos puedan validar o participar en una decisión que provoca la muerte, con el objetivo de eliminar el sufrimiento, es absolutamente inaceptable".

Y más: "El médico no puede cambiar de posición, no puede hacer todo para mejorar la vida del enfermo y, en simultáneo, actuar, a pedido del enfermo, en el sentido de quitarle la vida, ayudando al suicidio. Los médicos no pueden alternar entre ser una referencia profesional, amiga y confiable y ser los ejecutantes de una sentencia de muerte arbitraria", dice la nota de la AMCP.

Para la Asociación de los Médicos Católicos Portugueses, "ninguna circunstancia o ideología" puede borrar "la certeza de que la eutanasia - o el suicidio asistido - no puede ser considerada un acto clínico", ya que "no se destina a aliviar o a curar una enfermedad, sino a poner término la vida del paciente".

El Papa y la eutanasia

Al final del mes de enero, el Papa distribuyó un mensaje que expresa su rechazo a esta forma de asesinato y pidió, por otro lado que los médicos dispensasen más acompañamiento a los enfermos terminales.

"El proceso de secularización, absolutizando los conceptos de autodeterminación y de autonomía, llevó al crecimiento de los pedidos de eutanasia en muchos países, como afirmación ideológica de la voluntad de poder del hombre sobre su vida. Eso también llevó a considerar la interrupción voluntaria de la existencia humana como una elección de "civilización", declaró Francisco, en un discurso proferido delante de los participantes de la asamblea plenaria de la Congregación para la Doctrina de la Fe.

Contestación a la eutanasia

Las propuestas de legalización de la eutanasia han merecido fuerte contestación de responsables de la Iglesia Católica y movimientos de la sociedad civil.

La nota de la Conferencia Episcopal Portuguesa (CEP), divulgada en marzo de 2016, en la cual los obispos rechazan soluciones que coloquen en causa la "inviolabilidad" de la vida, dice:

"No puede justificarse la muerte de una persona con el consentimiento de ésta. El homicidio no deja de ser homicidio por ser consentido por la víctima: la inviolabilidad de la vida humana no cesa con el consentimiento de su titular", afirma el texto del Consejo Permanente de la CEP que divulgó además un elenco de 26 cuestiones sobre temas ligados a la eutanasia y al fin de la vida, en que son cuestionados el "absurdo" de un "derecho" a morir.

En 2017, la CEP dio entrada en el Parlamento de una petición denominada ‘Toda la Vida Tiene Dignidad' con más de 14 mil firmas.
Las asociaciones católicas de enfermeros y profesionales de salud, de farmacéuticos, de profesores, de jueces, de psicólogos y de médicos, y todavía la ACEGE, firmaron un comunicado conjunto en que expresan su apoyo a esta petición promovida por la CEP.
(JSG)

 


 

Deja un comentario
Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *



 
Loading
PublicidadGaudiumPressEsHomeRight
Loading

Mons. Domingo Salvador Castagna dijo que la aprobación del aborto en la Cámara de Diputados hace a ...
 
Otra vez, y antes de regresar al Vaticano, Francisco fue a la Basílica de Santa María Mayor para a ...
 
En un momento en que, por todo el mundo, resuena la 'palabra de orden' del desarme, parece temerario ...
 
El Papa Francisco concedió una entrevista al periodista Philip Pullella de la agencia de noticias R ...
 
A partir del mes de julio la delegación colombiana, que se dispone desde la Conferencia Episcopal, ...
 
Loading


Lo que se está twitteando sobre

Loading


 
 

Loading

Loading