Loading
 
 
 
Loading
 
Sacerdote Filipino recuerda origen divino del sacerdocio y su elevada dignidad
Loading
 
7 de Abril de 2015 / 0 Comentarios
 
Imprimir
 
 

Manila (Martes, 07-04-2015, Gaudium Press) El P. Abe Arganiosa sacerdote filipino que sirve en Estados Unidos recordó para el servicio informativo de la Conferencia de Obispos Católicos de Filipinas algunas de las características especiales de los sacerdotes católicos en las que se manifiesta de forma particular su elevada dignidad y el origen divino de su vocación y ministerio. La posibilidad de celebrar la Eucaristía y de administrar la gracia de Dios en los sacramentos revela una condición diferente a los demás hombres: "El objetivo del sacerdote de seguir a Cristo lo diferencia del resto de los hombres", destacó.

SACERDOTE CELEBRA EUCARISTÍA GAUDIUM PRESS.jpG
El sacerdote puede realizar el sacrificio mismo de Cristo en la Eucaristía. Foto: Fr. Lawrence O.P.
El primer punto tratado por el P. Arganiosa es el sacrificio de Cristo mismo que obtuvo la redención de los hombres y con el cual significa la derrota del maligno. "Nuestros sacerdotes, estando en total unión con Cristo, también están haciendo lo mismo con el sacrificio de sus vidas y a través del ofrecimiento Eucarístico están trayendo el triunfo del Evangelio y la caída del demonio", comentó.

Esta misión hace "únicos" a los ministros ordenados, a pesar de padecer limitaciones y tener la misma fragilidad característica de los seres humanos. Esta es la figura de San Pablo de los recipientes de barro que contienen los tesoros de Dios, "para que la extraordinaria grandeza del poder sea de Dios y no de nosotros", recordó.

Este origen de arcilla, que se identifica con el relato de la creación del hombre del Génesis, no cambia la elevada dignidad del ministerio, que tiene bendiciones incomparables que para el sacerdote motivan incluso la admiración de los ángeles. "A través de las manos consagradas de nuestros presbíteros, el cielo se abre cada día para darnos el Cuerpo y la Sangre del Señor, dándonos un sacrificio puro que santifica el mundo pecador", agregó, razón por la cual el Código de Derecho Canónico los llama "dispensadores de los misterios de Dios".

Este ministerio no podría tener otro origen sino Dios mismo: "Fue establecido por el Padre desde el Antiguo Testamento, perfeccionado por Cristo en el nuevo, y es guiado por el Espíritu Santo a través de los siglos", concluyó el P. Arganiosa. "Por eso proclamamos el origen divino del sacerdocio".

Con información de CBCP News.

 

Loading
Sacerdote Filipino recuerda origen divino del sacerdocio y su elevada dignidad

Manila (Martes, 07-04-2015, Gaudium Press) El P. Abe Arganiosa sacerdote filipino que sirve en Estados Unidos recordó para el servicio informativo de la Conferencia de Obispos Católicos de Filipinas algunas de las características especiales de los sacerdotes católicos en las que se manifiesta de forma particular su elevada dignidad y el origen divino de su vocación y ministerio. La posibilidad de celebrar la Eucaristía y de administrar la gracia de Dios en los sacramentos revela una condición diferente a los demás hombres: "El objetivo del sacerdote de seguir a Cristo lo diferencia del resto de los hombres", destacó.

SACERDOTE CELEBRA EUCARISTÍA GAUDIUM PRESS.jpG
El sacerdote puede realizar el sacrificio mismo de Cristo en la Eucaristía. Foto: Fr. Lawrence O.P.
El primer punto tratado por el P. Arganiosa es el sacrificio de Cristo mismo que obtuvo la redención de los hombres y con el cual significa la derrota del maligno. "Nuestros sacerdotes, estando en total unión con Cristo, también están haciendo lo mismo con el sacrificio de sus vidas y a través del ofrecimiento Eucarístico están trayendo el triunfo del Evangelio y la caída del demonio", comentó.

Esta misión hace "únicos" a los ministros ordenados, a pesar de padecer limitaciones y tener la misma fragilidad característica de los seres humanos. Esta es la figura de San Pablo de los recipientes de barro que contienen los tesoros de Dios, "para que la extraordinaria grandeza del poder sea de Dios y no de nosotros", recordó.

Este origen de arcilla, que se identifica con el relato de la creación del hombre del Génesis, no cambia la elevada dignidad del ministerio, que tiene bendiciones incomparables que para el sacerdote motivan incluso la admiración de los ángeles. "A través de las manos consagradas de nuestros presbíteros, el cielo se abre cada día para darnos el Cuerpo y la Sangre del Señor, dándonos un sacrificio puro que santifica el mundo pecador", agregó, razón por la cual el Código de Derecho Canónico los llama "dispensadores de los misterios de Dios".

Este ministerio no podría tener otro origen sino Dios mismo: "Fue establecido por el Padre desde el Antiguo Testamento, perfeccionado por Cristo en el nuevo, y es guiado por el Espíritu Santo a través de los siglos", concluyó el P. Arganiosa. "Por eso proclamamos el origen divino del sacerdocio".

Con información de CBCP News.

 

Contenido publicado en es.gaudiumpress.org, en el enlace http://es.gaudiumpress.org/content/68618-Sacerdote-Filipino-recuerda-origen-divino-del-sacerdocio-y-su-elevada-dignidad. Se autoriza su publicación desde que cite la fuente.



 

Deja un comentario
Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *




 
Loading
PublicidadGaudiumPressEsHomeRight
Loading

El decreto fue autorizado por el Papa en audiencia al Cardenal Angelo Amato el pasado 27 de febrero. ...
 
Bajo el paradójico título de "La brillante oscuridad de la noche", Sally Read relató notables exp ...
 
El domingo 26 de febrero se inauguró la 36º Exposición Diocesana en la que participan hermandades ...
 
La supuesta superación de los niveles de ruido no podrá ser argumentada como razón para cesar los ...
 
En su reflexión previa al Ángelus dominical, el Pontíce pide que el hombre no se apoye en los bie ...
 
Loading


Lo que se está twitteando sobre

Loading


 
 

Loading

Loading