Loading
 
 
 
Loading
 
Un tesoro de gran valor espiritual bajo la Basílica de María Auxiliadora de Turín
Loading
 
14 de Julio de 2015 / 0 Comentarios
 
Imprimir
 
 

Turín (Martes, 14-07-2015, Gaudium Press) La Basílica de María Auxiliadora de Turín, cuya construcción se llevó a cabo por petición de Nuestra Señora a San Juan Bosco, además de custodiar los cuerpos del fundador de la Congregación de los salesianos, de Santa María Mazzarello y de Santo Domingo Savio, y de ser epicentro de la familia salesiana, guarda bajo de sí un gran tesoro de inmenso valor espiritual: la capilla o cripta de las reliquias.

Basílica.JPG
Basílica de María Auxiliadora.

En este lugar, al que se ingresa por una escalera baja situada al lado derecho de la capilla dedicada a María Mazzarelo -fundadora de las Hijas de María Auxiliadora-, se encuentra un sinnúmero de reliquias difíciles de contar a simple vista, que guardan piezas de primer grado de santos de todos los tiempos, especialmente aquellos involucrados con la familia salesiana.

Dentro de todas, se destaca un madero de la Santa Cruz que se conserva en un delicado y precioso relicario de alabastro. También están los retos mortales de los beatos Miguel de Rua y Felipe Rinaldi, respectivamente primer y tercer sucesor de Don Bosco; así como reliquias de los mártires salesianos San Calixto Caravario y San Luis Versiglia, a quienes se les dio muerte en China en la primera mitad del siglo pasado.

Al costado derecho, cerca del ingreso a la cripta, también se halla una capilla dedicada al sueño que tuvo San Juan Bosco en el cual la Virgen le muestra los inicios y el desarrollo que tendrá la Obra Salesiana en el mundo, así como el lugar donde debía construir la actual Basílica dedicada a ella en su advocación de María Auxilio de los Cristianos.

En esta pequeña capilla, donde está una hermosa imagen de María Auxiliadora, también se hallan varios objetos utilizados por Don Bosco, como su Misal, algunas medallas bendecidas por él y diferentes objetos de su devoción.

capilla aparición a Don Bosco.JPG Misal de Don Bosco.JPG
Capilla dedicada a la visión de Don Bosco y Misal utilizado por el santo fundador de los salesianos.

Una Basílica construida en el terreno santificado por los mártires de Turín

Entre los tesoros que guarda la Basílica Salesiana esta precisamente el suelo donde fue edificada, ya que es tierra santificada por la sangre derramada por los mártires de Turín: Octavio, Adventor y Salutore.

Cripta reliquias4.JPG
En la Cripta están los retos mortales de los beatos Miguel de Rua y Felipe Rinaldi, respectivamente primer y tercer sucesor de Don Bosco.

Es Nuestra Señora quien pide a Don Bosco edificar su templo en este santo lugar, como lo narra el propio Don Bosco en uno de sus sueños: "Recurrí de nuevo a la amable Señora y Ella me mostró otra iglesia bastante más grande y con una casa al lado. Me llevó un poco más allá hasta un terreno cultivado (...) y añadió: ‘En este lugar, donde los gloriosos mártires de Turín, Adventor y Octavio, sufrieron su martirio, sobre esa tierra bañada y santificada con su sangre, quiero que Dios sea honrado de modo especialísimo'. Y, así diciendo, adelantó un pie hasta ponerlo en el punto exacto donde tuvo lugar el martirio y me lo indicó con precisión".

Hoy la Basílica también rinde culto a los tres mártires, tanto sí que sobre su fachada exterior están dedicadas tres estatuas a los tres defensores de la fe. Desde la edificación del templo, ellos fueron nombrados patronos especiales del lugar.

Gaudium Press / Sonia Trujillo.

 

Loading
Un tesoro de gran valor espiritual bajo la Basílica de María Auxiliadora de Turín

Turín (Martes, 14-07-2015, Gaudium Press) La Basílica de María Auxiliadora de Turín, cuya construcción se llevó a cabo por petición de Nuestra Señora a San Juan Bosco, además de custodiar los cuerpos del fundador de la Congregación de los salesianos, de Santa María Mazzarello y de Santo Domingo Savio, y de ser epicentro de la familia salesiana, guarda bajo de sí un gran tesoro de inmenso valor espiritual: la capilla o cripta de las reliquias.

Basílica.JPG
Basílica de María Auxiliadora.

En este lugar, al que se ingresa por una escalera baja situada al lado derecho de la capilla dedicada a María Mazzarelo -fundadora de las Hijas de María Auxiliadora-, se encuentra un sinnúmero de reliquias difíciles de contar a simple vista, que guardan piezas de primer grado de santos de todos los tiempos, especialmente aquellos involucrados con la familia salesiana.

Dentro de todas, se destaca un madero de la Santa Cruz que se conserva en un delicado y precioso relicario de alabastro. También están los retos mortales de los beatos Miguel de Rua y Felipe Rinaldi, respectivamente primer y tercer sucesor de Don Bosco; así como reliquias de los mártires salesianos San Calixto Caravario y San Luis Versiglia, a quienes se les dio muerte en China en la primera mitad del siglo pasado.

Al costado derecho, cerca del ingreso a la cripta, también se halla una capilla dedicada al sueño que tuvo San Juan Bosco en el cual la Virgen le muestra los inicios y el desarrollo que tendrá la Obra Salesiana en el mundo, así como el lugar donde debía construir la actual Basílica dedicada a ella en su advocación de María Auxilio de los Cristianos.

En esta pequeña capilla, donde está una hermosa imagen de María Auxiliadora, también se hallan varios objetos utilizados por Don Bosco, como su Misal, algunas medallas bendecidas por él y diferentes objetos de su devoción.

capilla aparición a Don Bosco.JPG Misal de Don Bosco.JPG
Capilla dedicada a la visión de Don Bosco y Misal utilizado por el santo fundador de los salesianos.

Una Basílica construida en el terreno santificado por los mártires de Turín

Entre los tesoros que guarda la Basílica Salesiana esta precisamente el suelo donde fue edificada, ya que es tierra santificada por la sangre derramada por los mártires de Turín: Octavio, Adventor y Salutore.

Cripta reliquias4.JPG
En la Cripta están los retos mortales de los beatos Miguel de Rua y Felipe Rinaldi, respectivamente primer y tercer sucesor de Don Bosco.

Es Nuestra Señora quien pide a Don Bosco edificar su templo en este santo lugar, como lo narra el propio Don Bosco en uno de sus sueños: "Recurrí de nuevo a la amable Señora y Ella me mostró otra iglesia bastante más grande y con una casa al lado. Me llevó un poco más allá hasta un terreno cultivado (...) y añadió: ‘En este lugar, donde los gloriosos mártires de Turín, Adventor y Octavio, sufrieron su martirio, sobre esa tierra bañada y santificada con su sangre, quiero que Dios sea honrado de modo especialísimo'. Y, así diciendo, adelantó un pie hasta ponerlo en el punto exacto donde tuvo lugar el martirio y me lo indicó con precisión".

Hoy la Basílica también rinde culto a los tres mártires, tanto sí que sobre su fachada exterior están dedicadas tres estatuas a los tres defensores de la fe. Desde la edificación del templo, ellos fueron nombrados patronos especiales del lugar.

Gaudium Press / Sonia Trujillo.

 

Contenido publicado en es.gaudiumpress.org, en el enlace http://es.gaudiumpress.org/content/71486-Un-tesoro-de-gran-valor-espiritual-bajo-la-Basilica-de-Maria-Auxiliadora-de-Turin. Se autoriza su publicación desde que cite la fuente.



 

Deja un comentario
Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *




 
Loading
PublicidadGaudiumPressEsHomeRight
Loading

El P. Patrice Chocholski presentó a los medios filipinos la importancia del evento. ...
 
Un reporte da cuenta de un testimonio anónimo de oposición a las presiones de las autoridades. ...
 
Piezas de diversos países escritas desde el siglo XII al XX componen la selección musical de la p ...
 
La Corte Constitucional de Colombia emmitió fallo que excluye a la Iglesia del Servicio Nacional de ...
 
La promoción de una auténtica vida familiar es clave para preparar la llegada de Jesucristo. ...
 
Loading


Lo que se está twitteando sobre

Loading


 
 

Loading

Loading