Loading
 
 
 
Loading
 
Cardenal Hummes realiza palestra sobre el Año de la Misericordia, en Aparecida - Brasil
Loading
 
19 de Febrero de 2016 / 0 Comentarios
 
Imprimir
 
 

Aparecida (Viernes, 19-02-2016, Gaudium Press) El Cardenal Claudio Hummes participó este martes 16 de un encuentro con el clero de la sub-región de Aparecida, que integra las ciudades de Lorena, Aparecida, Caraguatatuba, Taubaté y San José de los Campos, en Brasil.

1.jpgEl arzobispo emérito de la Arquidiócesis de San Pablo y prefecto emérito de la Congregación para el Clero afirmó que "si nosotros los cristianos somos capaces de ser misericordiosos -claro la Palabra de Dios ilumina el sentido de esa misericordia- por eso la Palabra es muy importante, pero ella debe llevarnos necesariamente a la misericordia, sino ella será una palabra vacía y muerta".

Según el Cardenal, la Palabra de Dios ayuda a ser misericordiosos y a vivir verdaderamente la Fe. Aún más "los padres que, sobre todo, se ocupan de predicar el Evangelio, que son los pastores de las comunidades, son misioneros evangelizadores, deben tener muy claro para ellos mismos y llevar al pueblo a realizar la Palabra en la misericordia, o sea, siendo misericordiosos, que nosotros en la verdad somos discípulos de Jesucristo. La Palabra debe llevarnos a esto, es más, San Pablo ya decía: ‘La Fe debe tornarse concreta en la caridad, sino ella es una Fe muerta'".

En la ciudad de la Patrona del Brasil, el Cardenal Hummes ofreció una conferencia al clero de la sub-región de Aparecida sobre el Año de la Misericordia, donde resaltó la importancia de la constante formación a los presbíteros.

"Nosotros todos tenemos que aproximarnos a la Palabra de Dios, rehacer constantemente ese encuentro con Jesús a través de la Palabra, Ella no nos habla de Dios solamente, sino es Dios quien nos habla, es muy diferente. Él nos habla. Es un momento de encuentro personal, ese encuentro va construyendo nuestra vida de cristiano, de pastor, que nosotros constantemente nos encontramos con Él leyendo, oyendo, meditando, profundizando su Palabra. Eso vale para el padre y para cualquier cristiano, por eso, es importante la evangelización, pero para yo poder evangelizar yo debo haber hecho esa experiencia de la que Dios me habla, yo no solo hablo de Dios, sino Dios me habla", dijo. (LMI)

De la redacción de Gaudium Press, con informaciones de A12

 

 

Loading
Cardenal Hummes realiza palestra sobre el Año de la Misericordia, en Aparecida - Brasil

Aparecida (Viernes, 19-02-2016, Gaudium Press) El Cardenal Claudio Hummes participó este martes 16 de un encuentro con el clero de la sub-región de Aparecida, que integra las ciudades de Lorena, Aparecida, Caraguatatuba, Taubaté y San José de los Campos, en Brasil.

1.jpgEl arzobispo emérito de la Arquidiócesis de San Pablo y prefecto emérito de la Congregación para el Clero afirmó que "si nosotros los cristianos somos capaces de ser misericordiosos -claro la Palabra de Dios ilumina el sentido de esa misericordia- por eso la Palabra es muy importante, pero ella debe llevarnos necesariamente a la misericordia, sino ella será una palabra vacía y muerta".

Según el Cardenal, la Palabra de Dios ayuda a ser misericordiosos y a vivir verdaderamente la Fe. Aún más "los padres que, sobre todo, se ocupan de predicar el Evangelio, que son los pastores de las comunidades, son misioneros evangelizadores, deben tener muy claro para ellos mismos y llevar al pueblo a realizar la Palabra en la misericordia, o sea, siendo misericordiosos, que nosotros en la verdad somos discípulos de Jesucristo. La Palabra debe llevarnos a esto, es más, San Pablo ya decía: ‘La Fe debe tornarse concreta en la caridad, sino ella es una Fe muerta'".

En la ciudad de la Patrona del Brasil, el Cardenal Hummes ofreció una conferencia al clero de la sub-región de Aparecida sobre el Año de la Misericordia, donde resaltó la importancia de la constante formación a los presbíteros.

"Nosotros todos tenemos que aproximarnos a la Palabra de Dios, rehacer constantemente ese encuentro con Jesús a través de la Palabra, Ella no nos habla de Dios solamente, sino es Dios quien nos habla, es muy diferente. Él nos habla. Es un momento de encuentro personal, ese encuentro va construyendo nuestra vida de cristiano, de pastor, que nosotros constantemente nos encontramos con Él leyendo, oyendo, meditando, profundizando su Palabra. Eso vale para el padre y para cualquier cristiano, por eso, es importante la evangelización, pero para yo poder evangelizar yo debo haber hecho esa experiencia de la que Dios me habla, yo no solo hablo de Dios, sino Dios me habla", dijo. (LMI)

De la redacción de Gaudium Press, con informaciones de A12

 

 


 

Deja un comentario
Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *




 
Loading
PublicidadGaudiumPressEsHomeRight
Loading

Mañana 7 de diciembre Colombia vive una noche llena de luces, faroles y velitas, gracias a una trad ...
 
Mons. Héctor Aguer lo hizo en su programa de TV semana ...
 
A través de la imposición de las manos del Cardenal Odilo Pedro Scherer, la Arquidiócesis de San ...
 
Por ocasión de los 400 años de fundación de la Congregación de las Escuelas Pías y de los 250 a ...
 
La vidente de las apariciones de la Santísima Virgen en Fátima aspiraba a una mayor exaltación d ...
 
Loading


Lo que se está twitteando sobre

Loading


 
 

Loading

Loading