Loading
 
 
 
Loading
 
Así será el Rito de Apertura de la Puerta de la Misericordia en las Iglesias particulares
Loading
 
20 de Noviembre de 2015 / 0 Comentarios
 
Imprimir
 
 

Redacción (Viernes, 20-11-2015, Gaudium Press) El santo Padre Francisco, por medio de la Bula "Misericordiae Vultus" -con la cual convocó al Jubileo Extraordinario de la Misericordia-, ha establecido que el Año Santo sea inaugurado el próximo 8 de diciembre en la solemnidad de la Inmaculada Concepción. Como signo de este acontecimiento el Papa abrirá la Puerta Santa en la Basílica de San Pedro en el Vaticano, donde cualquiera que ingrese "podrá experimentar el amor de Dios que consuela, perdona y ofrece esperanza".

Basílica San Pablo Extramuros.JPG
Puerta Santa en la Basílica de San Pablo Extramuros, Roma / Foto: Sonia Trujillo - Gaudium Press.

Al domingo siguiente, es decir, el 13 de diciembre -que es el III Domingo de Adviento- se abrirá la Puerta Santa en la Basílica de San Juan de Letrán y luego en las demás Basílicas Papales. Para esta misma fecha el Papa estableció que en cada Iglesia particular, sea en la Catedral o en la Concatedral, incluso en una iglesia de especial significado y en los santuarios, se abra para todo el Año Santo una ‘Puerta de la Misericordia', lugares que serán determinados por el Obispo diocesano.

"Cada Iglesia particular, entonces, estará directamente comprometida a vivir este Año Santo como un momento extraordinario de gracia y de renovación espiritual. El Jubileo, por tanto, será celebrado en Roma así como en las Iglesias particulares como signo visible de la comunión de toda la Iglesia", dice el Papa en la Bula del Jubileo.

Con el objeto de animar la vivencia de la apertura de este tiempo de gracia, el Departamento de Liturgia de la Conferencia Episcopal de Colombia (CEC), ha presentado el Ritual de apertura de la ‘Puerta de la Misericordia' de las Catedrales, templos o santuarios jubilares, que se ha elaborado con base al instrumento pastoral "Celebrar la Misericordia" del Consejo Pontificio para la Promoción de la Nueva Evangelización, dicasterio vaticano a cargo de la promoción de las actividades del Año Santo.

De acuerdo con el documento, la celebración de apertura del tiempo jubilar se desarrolla a través de cinco momentos:

La 'statio' en una iglesia o en otro lugar apropiado. Se debe escoger una iglesia significativa y amplia para celebrar allí los ritos de introducción, que no esté demasiado lejos de la Catedral, tampoco muy cerca, para que permita el desarrollo del camino procesional. El saludo y la moción inicial, la proclamación de la perícopa evangélica, y la lectura de la parte inicial de la Bula ‘Misericordiae Vultus', son los momentos constitutivos de la ‘statio'.

El camino procesional. Ése es singo de peregrinación, que será el que identifique también el Año Santo, "porque es imagen del camino que cada persona realiza en su existencia", como subraya el Papa en la Bula. En este camino procesional, se le ha de dar realce al Libro de los Evangelios, que es llevado por el Diácono y es signo de Cristo que camina delante de su pueblo y de su Palabra, guía y luz para sus discípulos.

SIAME.jpg
La apertura de la Puerta Santa la hace el Obispo diocesano  / Foto: SIAME.

La apertura de la Puerta de la Misericordia y el ingreso a la Catedral. El ingreso al templo se hace desde su puerta principal, que en el Jubileo extraordinario será la ‘Puerta de la Misericordia'. El Obispo diocesano será quien la abra, y lo hará invocando las palabras del Salmo 118. Para ello se ha de ornamentar la puerta con ramos frondosos y símbolos cristológicos apropiados. Al abrirla, y antes de cruzar la Puerta, el Obispo se detiene para darle especial valor a la pausa en el umbral de la puerta, y portando el Libro de los Evangelios, se dirige en procesión hacia el altar. Tras él ingresan los concelebrantes y ministros, y posteriormente los fieles, quienes se disponen en sus puestos asignados.

La memoria del bautismo. El Obispo bendice y asperja el agua, signo del Bautismo, que es puerta de ingreso a la Iglesia en comunidad.

La celebración Eucarística. La Santa Misa, como dice la Instrucción General del Misal Romano, es "el centro de toda la vida cristiana para la Iglesia, tanto universal, como local, y para cada uno de los fieles. Pues en ella se tiene la cumbre, tanto de la acción por la cual Dios, en Cristo, santifica al mundo, como la del culto que los hombres tributan al Padre, adorándolo por medio de Cristo, Hijo de Dios, en el Espíritu Santo". Por esta razón, la Eucaristía se constituye en el eje central de la celebración de la apertura del Jubileo.

A través de este enlace podrá descargar el documento completo del Rito de Apertura de la Puerta de la Misericordia en las Iglesias Particulares.

Con información de la Conferencia Episcopal de Colombia.

 

Loading
Así será el Rito de Apertura de la Puerta de la Misericordia en las Iglesias particulares

Redacción (Viernes, 20-11-2015, Gaudium Press) El santo Padre Francisco, por medio de la Bula "Misericordiae Vultus" -con la cual convocó al Jubileo Extraordinario de la Misericordia-, ha establecido que el Año Santo sea inaugurado el próximo 8 de diciembre en la solemnidad de la Inmaculada Concepción. Como signo de este acontecimiento el Papa abrirá la Puerta Santa en la Basílica de San Pedro en el Vaticano, donde cualquiera que ingrese "podrá experimentar el amor de Dios que consuela, perdona y ofrece esperanza".

Basílica San Pablo Extramuros.JPG
Puerta Santa en la Basílica de San Pablo Extramuros, Roma / Foto: Sonia Trujillo - Gaudium Press.

Al domingo siguiente, es decir, el 13 de diciembre -que es el III Domingo de Adviento- se abrirá la Puerta Santa en la Basílica de San Juan de Letrán y luego en las demás Basílicas Papales. Para esta misma fecha el Papa estableció que en cada Iglesia particular, sea en la Catedral o en la Concatedral, incluso en una iglesia de especial significado y en los santuarios, se abra para todo el Año Santo una ‘Puerta de la Misericordia', lugares que serán determinados por el Obispo diocesano.

"Cada Iglesia particular, entonces, estará directamente comprometida a vivir este Año Santo como un momento extraordinario de gracia y de renovación espiritual. El Jubileo, por tanto, será celebrado en Roma así como en las Iglesias particulares como signo visible de la comunión de toda la Iglesia", dice el Papa en la Bula del Jubileo.

Con el objeto de animar la vivencia de la apertura de este tiempo de gracia, el Departamento de Liturgia de la Conferencia Episcopal de Colombia (CEC), ha presentado el Ritual de apertura de la ‘Puerta de la Misericordia' de las Catedrales, templos o santuarios jubilares, que se ha elaborado con base al instrumento pastoral "Celebrar la Misericordia" del Consejo Pontificio para la Promoción de la Nueva Evangelización, dicasterio vaticano a cargo de la promoción de las actividades del Año Santo.

De acuerdo con el documento, la celebración de apertura del tiempo jubilar se desarrolla a través de cinco momentos:

La 'statio' en una iglesia o en otro lugar apropiado. Se debe escoger una iglesia significativa y amplia para celebrar allí los ritos de introducción, que no esté demasiado lejos de la Catedral, tampoco muy cerca, para que permita el desarrollo del camino procesional. El saludo y la moción inicial, la proclamación de la perícopa evangélica, y la lectura de la parte inicial de la Bula ‘Misericordiae Vultus', son los momentos constitutivos de la ‘statio'.

El camino procesional. Ése es singo de peregrinación, que será el que identifique también el Año Santo, "porque es imagen del camino que cada persona realiza en su existencia", como subraya el Papa en la Bula. En este camino procesional, se le ha de dar realce al Libro de los Evangelios, que es llevado por el Diácono y es signo de Cristo que camina delante de su pueblo y de su Palabra, guía y luz para sus discípulos.

SIAME.jpg
La apertura de la Puerta Santa la hace el Obispo diocesano  / Foto: SIAME.

La apertura de la Puerta de la Misericordia y el ingreso a la Catedral. El ingreso al templo se hace desde su puerta principal, que en el Jubileo extraordinario será la ‘Puerta de la Misericordia'. El Obispo diocesano será quien la abra, y lo hará invocando las palabras del Salmo 118. Para ello se ha de ornamentar la puerta con ramos frondosos y símbolos cristológicos apropiados. Al abrirla, y antes de cruzar la Puerta, el Obispo se detiene para darle especial valor a la pausa en el umbral de la puerta, y portando el Libro de los Evangelios, se dirige en procesión hacia el altar. Tras él ingresan los concelebrantes y ministros, y posteriormente los fieles, quienes se disponen en sus puestos asignados.

La memoria del bautismo. El Obispo bendice y asperja el agua, signo del Bautismo, que es puerta de ingreso a la Iglesia en comunidad.

La celebración Eucarística. La Santa Misa, como dice la Instrucción General del Misal Romano, es "el centro de toda la vida cristiana para la Iglesia, tanto universal, como local, y para cada uno de los fieles. Pues en ella se tiene la cumbre, tanto de la acción por la cual Dios, en Cristo, santifica al mundo, como la del culto que los hombres tributan al Padre, adorándolo por medio de Cristo, Hijo de Dios, en el Espíritu Santo". Por esta razón, la Eucaristía se constituye en el eje central de la celebración de la apertura del Jubileo.

A través de este enlace podrá descargar el documento completo del Rito de Apertura de la Puerta de la Misericordia en las Iglesias Particulares.

Con información de la Conferencia Episcopal de Colombia.

 


 

Deja un comentario
Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *




 
Loading
PublicidadGaudiumPressEsHomeRight
Loading

La Corte Constitucional de Colombia emmitió fallo que excluye a la Iglesia del Servicio Nacional de ...
 
La promoción de una auténtica vida familiar es clave para preparar la llegada de Jesucristo. ...
 
El templo fue construido con el propósito de contar con un lugar sagrado notablemente bello y cató ...
 
Pesa 600 kilogramos y mide más de 5 metros. Fue elaborado en el año 2013 para que fuese mensajero ...
 
El inicio de una nueva administración es la oportunidad de garantizar los derechos de los creyentes ...
 
Loading


Lo que se está twitteando sobre

Loading


 
 

Loading

Loading