Loading
 
 
 
Loading
 
En Florianópolis, Brasil, cerca de 16 mil participan del cierre del Jubileo de la Misericordia
Loading
 
24 de Noviembre de 2016 / 0 Comentarios
 
Imprimir
 
 

Florianópolis - Santa Catarina (Jueves, 24-11-2016, Gaudium Press) Más de 16 mil personas comparecieron este domingo, 20 de noviembre, en el Estadio Orlando Scarpelli, en Florianópolis, al cierre del Jubileo Extraordinario de la Misericordia.

En la ocasión, asistieron representantes de las 72 parroquias, de los 30 municipios de la Arquidiócesis, en más de 140 ómnibus.

1.jpg

Después del momento de la animación inicial, conducida por el párroco de la Parroquia Divino Espíritu Santo de Camboriú, Padre Márcio Vignoli, fueron presentadas las obras de misericordia de la Arquidiócesis, representadas por 52 acciones sociales parroquiales afiliadas a la Acción Social Arquidiocesana (ASA).

Además, todo el evento fue animado por el Coro Voces de Santa Catarina, con 250 integrantes, bajo regencia del maestro Robson Medeiros Vicente.

Los dos momentos más emocionantes del encuentro fueron la entrada de la co-patrona de la Arquidiócesis, Nuestra Señora del Destierro, y la patrona, Santa Catalina de Alexandria, que tiene su fiesta litúrgica celebrada el próximo día 25 de noviembre.

Todavía por la mañana, hubo una procesión por el Estadio Orlando Scarpelli con 120 padres y aproximadamente 80 diáconos, dando el inicio a la gran Celebración Eucarística de cierre del Año Santo. La ceremonia fue presidida por el Arzobispo Mons. Wilson Tadeu Jönck y concelebrada por el Obispo Auxiliar Emérito, Mons. Vito Schlickmann.

En sus primeras palabras, el Arzobispo afirmó que cuando se piensa en la misericordia, es Dios que se aproxima del ser humano.

"Tenemos un Dios que camina con nosotros, que mira nuestra imperfección con misericordia y nos toma de la mano. Él purifica nuestra vida", explicó.

2.jpg

En aquel domingo, la Iglesia Católica también celebraba el día de Cristo Rey del Universo. A respecto de este asunto, Mons. Wilson comentó:

"Es una grata providencia encerrar el Año de la Misericordia en la fiesta de Cristo Rey. En la medida en que aceptamos a Cristo y su Evangelio, cambiamos nuestro modo de vivir. Cristo Rey reina clavado en la Cruz. Él dio su vida totalmente para el otro, darse para que el otro tenga vida. Ese es el Rey que aclamamos hoy, que hicimos fiesta, que es capaz de dar la vida", aseguró el Arzobispo en la homilía. Y prosiguió al explicar que "nosotros no podemos ser indiferentes a nadie, ni quien es bueno o malo. Esta es una de las lecciones del año de la misericordia. (...). Jesús tiene una palabra de acogida en lo alto de la cruz: ‘Hoy estarás conmigo en el paraíso'.

Si las obras de misericordia no forman parte de nuestra vida cristiana de cada día, nuestro cristianismo es mediocre".

Para el diácono Adriano Antunes, de la Parroquia San José, el evento fue impresionante, todavía más por la presencia de millares de fieles catarinenses. "Muy emocionante este día. Es un gran incentivo para todos los cristianos colocar en práctica lo que fue transmitido durante este año y, así, reflejar el rostro de la misericordia que es el propio Cristo", dijo.

Al hacer un breve balance, el Arzobispo de Florianópolis sustentó que fue una manifestación bonita, de todas las parroquias y comunidades de la Arquidiócesis.

"Como mensaje final, el Año de la Misericordia vino a confirmar el deseo del Papa Francisco: en el centro de la propuesta de este año, está el hecho de que no podemos mirar las realidades a nuestro alrededor, solamente con un análisis de lucro o alguna cosa condenable. No podemos ser indiferentes a ninguna realidad donde las personas viven. Todas las realidades recordadas por el Evangelio, sea parálisis, lepra, corrupción, enfermedades, sea el pecado, todas esas fueron tratadas por Cristo, no con aire de condenación o indiferencia, sino que representaron la principal preocupación suya. Y la novedad del seguimiento de Cristo se llama misericordia. Somos invitados a aprender y a ejercitar este modo de lidiar con las realidades del mundo que nos envuelve", declaró. (LMI)

De la redacción de Gaudium Press, con informaciones de la Arquidiócesis de Florianópolis

Loading
En Florianópolis, Brasil, cerca de 16 mil participan del cierre del Jubileo de la Misericordia

Florianópolis - Santa Catarina (Jueves, 24-11-2016, Gaudium Press) Más de 16 mil personas comparecieron este domingo, 20 de noviembre, en el Estadio Orlando Scarpelli, en Florianópolis, al cierre del Jubileo Extraordinario de la Misericordia.

En la ocasión, asistieron representantes de las 72 parroquias, de los 30 municipios de la Arquidiócesis, en más de 140 ómnibus.

1.jpg

Después del momento de la animación inicial, conducida por el párroco de la Parroquia Divino Espíritu Santo de Camboriú, Padre Márcio Vignoli, fueron presentadas las obras de misericordia de la Arquidiócesis, representadas por 52 acciones sociales parroquiales afiliadas a la Acción Social Arquidiocesana (ASA).

Además, todo el evento fue animado por el Coro Voces de Santa Catarina, con 250 integrantes, bajo regencia del maestro Robson Medeiros Vicente.

Los dos momentos más emocionantes del encuentro fueron la entrada de la co-patrona de la Arquidiócesis, Nuestra Señora del Destierro, y la patrona, Santa Catalina de Alexandria, que tiene su fiesta litúrgica celebrada el próximo día 25 de noviembre.

Todavía por la mañana, hubo una procesión por el Estadio Orlando Scarpelli con 120 padres y aproximadamente 80 diáconos, dando el inicio a la gran Celebración Eucarística de cierre del Año Santo. La ceremonia fue presidida por el Arzobispo Mons. Wilson Tadeu Jönck y concelebrada por el Obispo Auxiliar Emérito, Mons. Vito Schlickmann.

En sus primeras palabras, el Arzobispo afirmó que cuando se piensa en la misericordia, es Dios que se aproxima del ser humano.

"Tenemos un Dios que camina con nosotros, que mira nuestra imperfección con misericordia y nos toma de la mano. Él purifica nuestra vida", explicó.

2.jpg

En aquel domingo, la Iglesia Católica también celebraba el día de Cristo Rey del Universo. A respecto de este asunto, Mons. Wilson comentó:

"Es una grata providencia encerrar el Año de la Misericordia en la fiesta de Cristo Rey. En la medida en que aceptamos a Cristo y su Evangelio, cambiamos nuestro modo de vivir. Cristo Rey reina clavado en la Cruz. Él dio su vida totalmente para el otro, darse para que el otro tenga vida. Ese es el Rey que aclamamos hoy, que hicimos fiesta, que es capaz de dar la vida", aseguró el Arzobispo en la homilía. Y prosiguió al explicar que "nosotros no podemos ser indiferentes a nadie, ni quien es bueno o malo. Esta es una de las lecciones del año de la misericordia. (...). Jesús tiene una palabra de acogida en lo alto de la cruz: ‘Hoy estarás conmigo en el paraíso'.

Si las obras de misericordia no forman parte de nuestra vida cristiana de cada día, nuestro cristianismo es mediocre".

Para el diácono Adriano Antunes, de la Parroquia San José, el evento fue impresionante, todavía más por la presencia de millares de fieles catarinenses. "Muy emocionante este día. Es un gran incentivo para todos los cristianos colocar en práctica lo que fue transmitido durante este año y, así, reflejar el rostro de la misericordia que es el propio Cristo", dijo.

Al hacer un breve balance, el Arzobispo de Florianópolis sustentó que fue una manifestación bonita, de todas las parroquias y comunidades de la Arquidiócesis.

"Como mensaje final, el Año de la Misericordia vino a confirmar el deseo del Papa Francisco: en el centro de la propuesta de este año, está el hecho de que no podemos mirar las realidades a nuestro alrededor, solamente con un análisis de lucro o alguna cosa condenable. No podemos ser indiferentes a ninguna realidad donde las personas viven. Todas las realidades recordadas por el Evangelio, sea parálisis, lepra, corrupción, enfermedades, sea el pecado, todas esas fueron tratadas por Cristo, no con aire de condenación o indiferencia, sino que representaron la principal preocupación suya. Y la novedad del seguimiento de Cristo se llama misericordia. Somos invitados a aprender y a ejercitar este modo de lidiar con las realidades del mundo que nos envuelve", declaró. (LMI)

De la redacción de Gaudium Press, con informaciones de la Arquidiócesis de Florianópolis


 

Deja un comentario
Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *



 
Loading
PublicidadGaudiumPressEsHomeRight
Loading

Entre los días 22 y 28 de julio de 2013, la Jornada Mundial de la Juventud (JMJ) tuvo lugar en la A ...
 
Este viernes pasado, 13 de julio, recordó una de las apariciones de Nuestra Señora en Fátima ...
 
Muchos turistas visitan el vaticano. Con el objetivo de proteger y ofrecer seguridad a esa multitud, ...
 
Los Obispos reafirmaron su doble función de mediadores y protectores de los indefensos y recordaron ...
 
La Fundación Octavo Centenario anunció la realización de cerca de 40 actividades con motivo de la ...
 
Loading


Lo que se está twitteando sobre

Loading


 
 

Loading

Loading