domingo, 07 de junio de 2020
Gaudium news > Venezuela es "un campo de concentración", afirma Obispo de Carúpano

Venezuela es "un campo de concentración", afirma Obispo de Carúpano

Caracas (Viernes, 18-10-2019, Gaudium Press) En declaraciones a Aciprensa, Mons. Jaime Villarroel, Obispo de Carúpano, en Venezuela, describiendo la acción del Gobierno de Caracas, afirmó que Nicolás Maduro hace de Venezuela “un campo de concentración” y una tragedia “que se asemeja a lo que Europa vivió después de la Segunda Guerra Mundial”.

2.jpg

Según informaciones recogidas en datos más recientes, se prevé que Venezuela tendrá, hasta fines de este año, cerca de cinco millones de migrantes y desplazados, o sea, casi 15% de la población del país.

Mons. Jaime Villarroel explicó a la Aciprensa que Venezuela vive una situación semejante a la de los campos de concentración nazis.
El prelado afirmó que “cuando un gobierno, sabiendo lo que su pueblo sufre, deja a los niños morir por desnutrición, [o a] el pueblo por falta de remedios para la presión o antibióticos y permite que grupos violentos controlen la ciudadanía, hace que nuestro país sea un campo de concentración”.

Violencia

Sobre la violencia, el Obispo describió la situación con hechos diarios:

“Nos encontramos trancados en nuestras propias casas, porque las calles están tomadas de grupos armados y violentos que pueden asesinarnos por un simple teléfono o un par de zapatos.

Es una tragedia que se asemeja a la que Europa vivió después de la Segunda Guerra Mundial, cuando muchas personas, por pensar diferente, fueron llevadas a los campos de concentración y exterminadas. Venezuela está en esta situación”, expresó.

Economía y Salud

Entre las graves dificultades que Mons. Villarroel destacó, está la “hiperinflación que sufre la economía del país, que hace que el salario de una familia promedio no llegue a 2 dólares por mes”.

En los hospitales, también se enfrenta una grave situación porque “no hay insumos médicos” y son los enfermos que deben llevar todo lo que precisan para su tratamiento.

La situación es tan grave que, según el Obispo de Carúpano, “más de 20% de los niños de Venezuela están muriendo de desnutrición.

El año pasado, murieron más de 18 mil recién nacidos y más de 20% de las madres que dan a luz en el país mueren, porque no hay atención médica en Venezuela”.

Emigración – Esclavitud – Oración

La escasez de todos los géneros y la violencia hicieron que 4,5 millones de venezolanos dejasen el país, la gran mayoría atraviesa la frontera de Colombia, pero, aunque sea menos conocida, de Carúpano es muy frecuente la emigración ilegal a Trinidad y Tobago, una isla a menos de tres horas, en el mar del Caribe.

Recordó un estudio reciente que mostró que existen casi 300 mil venezolanos en situaciones de esclavitud forzada, prostitución o tráfico de órganos. “De esos, 70% son mujeres y 25% niños”, afirmó Aciprensa.

En ese sentido, además de hacer un llamado para el envío de ayuda material y económica a Venezuela, Mons. Villarroel incentivó a hacer una “oración personal” por su país.

“Porque el bien de Venezuela es el de toda la humanidad, no porque sea el mejor país del mundo, sino porque salvar un hombre es salvar toda la humanidad. Y si ayudamos en ese aspecto, creceremos en humanidad para crear un mundo mejor y más solidario”, expresó.

“Precisamos reconstruir al hombre, reconciliar, porque hay heridas profundas entre los venezolanos y precisamos del perdón de Dios, que Jesucristo nos enseñó con su palabra”, afirmó.

Esperanza

A pesar de la situación gravísima, Mons. Villarroel está optimista y enfatiza que “debemos siempre tener esperanza, porque es eso lo que nos salva”.

“Eso, en poco tiempo pasará y precisamos del apoyo para reconstruir el pueblo, para que haya oportunidades y desarrollo en el país, pensando en la persona, así como la Iglesia hace”.

(JSG)

(De la Redacción de Gaudium Press, con informaciones de Blanca Ruiz – Foto ACI)

Deje su Comentario

Noticias Relacionadas