miércoles, 08 de julio de 2020
Gaudium news > Sacerdote italiano recorre las calles con el Santísimo Sacramento para llevar bendición a quienes se resguardan de coronavirus

Sacerdote italiano recorre las calles con el Santísimo Sacramento para llevar bendición a quienes se resguardan de coronavirus

Palermo (Jueves, 12-03-2020, Gaudium Press) El P. Leonardo Ricotta, Párroco de Santa Ágata en Villabate, una población de unas 20 mil personas en Palermo, Sicilia, Italia, decidió acercar el Santísimo Sacramento a los fieles que no pueden acercarse físicamente a Él por acatar las estrictas normativas locales de prevención del contagio del COVID-19 (coronavirus). Armado de una Custodia y acompañado únicamente por un palio, el presbítero recorrió las calles de la población bendiciendo a los habitantes y los lugares para implorar su preservación de la posible epidemia.

P. leonardo Ricotta Gaudium Press.jpg
P. Leonardo Ricotta durante su recorrido con el Santísimo Sacramento. Foto: ReL.

“Nunca fui un gran apasionado del Apocalipsis”, reconoció el sacerdote en una entrevista divulgada por Religión en Libertad. “pero puedo decirte que seguramente en estos momentos existe un combate espiritual entre el bien y el mal. La lucha entre la Mujer y el Dragón se está realizando. Y nosotros formamos parte de ese combate. Es un tiempo en el que se está manifestando la Bestia, eso sí”.

El sacerdote se declara convencido de la necesidad de un mayor testimonio de la fe por parte de los católicos, que conduzca a una transmisión fiel de las doctrinas frecuentemente olvidadas o dejadas de lado. “Yo creo en el cielo, en el purgatorio y en el infierno. Es evidente que, por desgracia, dentro de la Iglesia muchos hoy no creen”, se lamentó. “Es cómodo no creer en la existencia del infierno, porque si creo en la existencia del infierno, tengo que creer en la existencia del pecado y del juicio de Dios, y por consiguiente no debo pecar”. De una manera similar es cómodo “creer en la existencia de un Dios que lo perdona todo, cualquier cosa que hagamos”, sin recordar la necesidad de conversión. “Él es la misericordia, pero a condición de que el hombre se convierta y cambie de vida”.

El sacerdote, quien hace poco presentó el retorno de un histórico crucifijo del siglo XVII al templo tras haber sido restaurado, expresó un concepto que puede explicar brevemente su intención al recorrer la parroquia con el Santísimo Sacramento: “Para nosotros, nos recuerda que Nuestro Señor Jesucristo es el único Salvador. Debemos confiar en Él y esperar en Él”.

Con información de Religión en Libertad.

 

Deje su Comentario

Noticias Relacionadas