miércoles, 07 de diciembre de 2022
Gaudium news > Crisis financiera es apenas una fase de la crisis social, política, ética y espiritual, dice La Asamblea General de los Obispos

Crisis financiera es apenas una fase de la crisis social, política, ética y espiritual, dice La Asamblea General de los Obispos

Indaiatuba (Miércoles, 29-04-2009, Gaudium Press) El sistema neoliberal globalizado y la falta de ética en la economía son las fuerzas motores de la actual crisis económica, de acuerdo con el mensaje divulgado ayer por la Asamblea General de los obispos, documento firmado por el arzobispo de Mariana (MG) y presidente de la Conferencia Nacional de los Obispos del Brasil (CNBB), Mons. Geraldo Lyrio Rocha, por el vice y arzobispo de Manaus (AM), Mons. Luiz Soares Vieira, y por el secretario general de la CNBB y obispo auxiliar de Río de Janeiro (RJ), Mons. Dimas Lara Barbosa. El evento acontece en Indaiatuba (SP) desde el último día 22 y termina el día 1º de mayo.

«En el origen de la crisis están el sistema neoliberal globalizado y la falta de ética en la economía y en la reglamentación del mercado, generando corrupción y especulación. El mercado financiero, en la medida en que comanda las relaciones de los seres humanos entre sí y con la naturaleza, refuerza el consumismo comprometiendo la justicia social y el equilibrio ambiental. La crisis financiera y económica es apenas una parte de la crisis más profunda que es social, política, cultural, ambiental, ética y espiritual», dice el comunicado.

El texto refuerza que, en este año, el Día del Trabajo, conmemorado el próximo viernes (1º de mayo), será recordado en un contexto en que «los trabajadores, los pobres, las pequeñas y medianas empresas» son los más alcanzados, lo que puede provocar todavía más despidos e inflación del mercado informal «caso sea aprobada la Propuesta de Enmienda Constitucional sobre la Reforma Tributaria, del modo como está siendo presentada. Ella alcanzará el cerne del sistema de Seguridad Social y reducirá gravemente la protección de más de 36 millones de trabajadores jubilados y pensionistas».

Sin embargo, el comunicado dice que este tiempo de crisis representa «oportunidades para las mudanzas necesarias en dirección a un nuevo orden económico», contexto en el que la Iglesia «hace resonar el clamor de los trabajadores por vida y dignidad».

De acuerdo con el mensaje, la CNBB volvió a confirmar su compromiso en favor de los derechos sociales del pueblo y, en especial, de los derechos de los trabajadores y de los esfuerzos para consolidar a sus organizaciones.  

Deje su Comentario

Noticias Relacionadas