miércoles, 12 de junio de 2024
Gaudium news > El propio emperador quiso hacerlo renegar de la fe, pero San Pancracio permanece firme

El propio emperador quiso hacerlo renegar de la fe, pero San Pancracio permanece firme

Como Diocleciano no consigue su propósito, lo condena a muerte.

Malaga ig Sn Juan Bautista f14 San Pancracio

Foto: Wikipedia

Redacción (12/05/2024, Gaudium Press) San Pancracio, joven mártir que ofreció su vida por Cristo cuando tenía 14 años, nace en Frigia, Asia Menor, en el año de 289.

Su padre, noble pagano, muere dejando huérfano a Pancracio cuando tenía tan solo 9 años. Queda al cuidado de su tío Dionisio, con el que se va a vivir a Roma.

Por boca de un criado, Pancracio y su tío Dionisio reciben el mensaje católico y se convierten. Son muy generosos con sus bienes, se desprenden de muchos de ellos, y los ofrecen a su nueva familia, su comunidad.

Bajo la última persecución del emperador Diocleciano, Pancracio es denunciado como cristiano.

“El hijo de Cleonio de Frigia se ha hecho cristiano y está distribuyendo sus haciendas entre viles personas; además, blasfema horriblemente contra nuestros dioses”: Esa fue la acusación de las autoridades imperiales.

El propio emperador Diocleciano mandó llamar a Pancracio, y quiso disuadirlo de seguir en la fe cristiana, pero al no conseguirlo lo condenó a muerte.

Profundamente había penetrado la doctrina de Cristo en esta alma juvenil: cuando llegó la hora del martirio, elevó ojos y manos al cielo, y agradeció al Señor por permitir glorificarlo de esa manera. Un tajo le arrancó la cabeza de su cuerpo.

El Papa Vitaliano envió sus reliquias a Inglaterra. San Agustín de Canterbury le dedicó el primer templo en esas tierras.

Con información de Aciprensa

Deje su Comentario

Noticias Relacionadas