viernes, 24 de mayo de 2024
Gaudium news > Polémica por la presencia de Emmanuel Macron en la misa papal en Marsella

Polémica por la presencia de Emmanuel Macron en la misa papal en Marsella

El presidente francés, Emmanuel Macron, generó polémica al confirmar su presencia en la misa que celebrará el Papa Francisco en Marsella el 23 de septiembre. Sin embargo, afirmó que estará presente como jefe de Estado y no como católico.

Papa Francisco presidira Missa de Pentecostes na Basilica de Sao Pedro 1

Redacción (18/09/2023 15:17, Gaudium Press) La decisión del presidente francés Emmanuel Macron de asistir a la misa del Papa Francisco ha provocado críticas, especialmente por parte de políticos de izquierda, que argumentan que la participación del jefe de Estado va en contra del principio de laicidad.

Sin embargo, mientras algunos políticos critican la decisión como inadecuada para un líder laico, otros, entre ellos el alcalde socialista de Marsella, Benoît Payan, ven la visita del Papa como un acontecimiento de gran importancia. Destacan el carácter popular y festivo de la visita del Papa.

Benoît Payan trabajó en colaboración con el arzobispo de Marsella y recientemente nombrado cardenal Mons. Jean-Marc Aveline, esperando que participen miles de personas. Interpretan el deseo del Papa de acudir a la ciudad francesa como un gesto de acercamiento al pueblo y esperan que entre 150.000 y 200.000 personas en la ciudad reciban al Pontífice.

Sophie Camard, otra política, pide un poco de sentido común en la polémica suscitada y explicó que siendo atea participó en ceremonias religiosas de diferentes cultos por diplomacia y curiosidad durante sus mandatos.

Macron defendió su decisión de asistir a la misa papal el pasado viernes 15 de septiembre, afirmando: “Considero que es el lugar al que tengo que ir. No voy como católico, voy como presidente de la República, que de hecho es laica. Yo mismo no practicaré ninguna religión durante esta Misa”.

El presidente reiteró que la presencia del Papa como jefe de Estado no compromete la neutralidad del Estado francés, afirmando que la República Francesa es laica, y que la presencia de líderes políticos en eventos religiosos es una tradición diplomática que no viola la principios de la laicidad en la República Francesa.

No es la primera vez que Macron se ve envuelto en controversias vinculadas a cuestiones religiosas. Tras su primera elección en 2017, participó en el iftar anual (banquete del Ramadán) del Consejo Francés de Culto Musulmán (CFCM), con el fin de mantener el diálogo y la cooperación con las diferentes comunidades religiosas de Francia.

La presencia de Macron durante la misa del Papa Francisco en Marsella marca la primera vez que un presidente francés estará presente en la misa papal desde la visita de Juan Pablo II en 1980, cuando Valéry Giscard d’Estaing era presidente de la República. (FM)

Deje su Comentario

Noticias Relacionadas