domingo, 01 de agosto de 2021
Gaudium news > Se desconoce paradero de obispo detenido por autoridades comunistas chinas en mayo

Se desconoce paradero de obispo detenido por autoridades comunistas chinas en mayo

Crece la preocupación de la comunidad católica de Xinxiang, cuyo obispo, Mons. Zhang Weizhu fue detenido y sometido a “sesiones políticas”.

Iglesia del Sagrado Corazón, en Yining, paulatinamente desmantelada por las autoridades comunistas

Redacción (16/07/2021 15:26, Gaudium Press) El 25 de mayo pasado Gaudium Press registraba la detención arbitraria de Mons. Giuseppe Zhang Weizhu y 10 sacerdotes, que habían sido trasferidos a un lugar de confinamiento solitario y sometidos a “sesiones políticas” por parte de las autoridades comunistas chinas. Mons. Zhang Weizhu es obispo de la diócesis de Xinxiang (Henan) desde 1991, pero no es reconocido por el gobierno chino.

Al día de hoy – y aunque ya han sido liberados los sacerdotes que habían sido detenidos junto a él, y también algunos seminaristas retenidos ya se encuentran libres – se desconoce el paradero del prelado. De acuerdo a la versión oficial de los hechos, las autoridades comunistas habían invitado al obispo y sacerdotes “a tomar un té”.

Mons. Zhang Weizhu y los sacerdotes detenidos se niegan a someterse al Partido Comunista Chino, como se desprende de los nuevos reglamentos sobre las actividades religiosas.

La comunidad compuso una oración

La comunidad católica de la jurisdicción del prelado detenido no deja de manifestar su preocupación. Ratifica que el obispo y los presbíteros fueron sometidos a las mencionadas “sesiones políticas”, eufemismo de lo que es verdaderamente sesiones forzadas de adoctrinamiento comunista.

La comunidad incluso ha compuesto una oración implorando la libertad de su prelado detenido, lo que en ese ambiente es también un acto de coraje:

Señor Dios nuestro, Padre de todos los pueblos, has elegido a tu siervo, el obispo Zhang Weizhu, para que sea el pastor de tu pueblo. Te pedimos que le concedas fuerza y coraje para afrontar las dificultades que se le presenten durante su ministerio; te pedimos que le des paz física e interior. Por nuestro Señor Jesucristo, tu Hijo, que es Dios y vive y reina contigo, en la unidad del Espíritu Santo, por los siglos de los siglos”.

Con información de Aica.org

Deje su Comentario

Noticias Relacionadas