sábado, 28 de mayo de 2022
Gaudium news > Todo se está cumpliendo…

Todo se está cumpliendo…

Oirás de batallas, noticias de guerras. Prestad atención y no os asustéis, porque es necesario que estas cosas sucedan. Pero aún no es el final”.

Redacción (19/04/2022 08:48, Gaudium Press) Antes de comenzar nuestra conversación, los invito a hacer un ejercicio de imaginación: piensen en un cuerpo humano al revés. Ojos, boca y oídos vueltos hacia adentro, de forma que no pueda oír, ver o hablar y todos los órganos internos, pulmones, riñones, hígado, corazón, bazo, páncreas, intestinos, venas, todo esto expuesto del lado de afuera. Debemos considerar que es una imagen bastante bizarra… Pero, en ciertos momentos, ¿no tiene usted la impresión de que el mundo es así? Tranquilízese, a usted no le pasa nada. El mundo, de hecho, es así, al revés.

Aunque los medios de comunicación parecen estar perdiendo interés en la guerra, ésta continúa, con la misma carga de violencia y atrocidad que hace 50 días. Además de las personas confinadas en la destruida Mariupol, vemos el terrible caso de la masacre en la ciudad de Bucha, donde mujeres fueron violadas y cientos de civiles fueron brutalmente asesinados. Mientras tanto, el causante del conflicto desfila impoluto, bien vestido, perfumado y bien alimentado, como si nada. Ciudades son destrozadas, civiles y los niños mueren, resultan heridos y desplazados; los soldados, de ambos bandos, enfrentan la violencia, el hambre, el miedo y se vuelven salvajes, como sucede en todas las guerras. Pero el que controla todas las armas sin levantar ninguna sonríe con cinismo y dice que esa operación era necesaria para liberar a los separatistas.

Aquí, más cerca de nosotros, en Río de Janeiro, los ladrones roban un automóvil y arrastran tres cuadras a una mujer de 72 años que estaba atada a su cinturón de seguridad. En la ciudad de São Vicente, en la costa del estado de São Paulo, un conductor se enoja después de que un anciano le toque la bocina en el tráfico, se baja del auto, se acerca al otro vehículo y le rompe el brazo al anciano de un golpe.

Incómoda con Nuestra Señora

En Recife, un juez condenó al residente de un edificio a indemnizar a un vecino por dejar una imagen de Nuestra Señora en el vestíbulo del edificio. Los abogados de la demandante aseguraron que ella se sintió incómoda al ver a la imagen cuando iba a tomar el ascensor. La mujer sancionada informó que la imagen está en el lugar desde hace muchos años y que, al pronunciar su sentencia, el juez hizo caso omiso de una petición con las firmas de 31 vecinos del edificio, que tiene 32 departamentos, permitiendo la voluntad de una sola persona, que se siente incómoda con la presencia de la imagen.

Ahora, hablemos del carnaval. En 2019, muchos religiosos se sintieron ofendidos e irrespetados cuando una escuela de samba de São Paulo hizo una alegoría con el diablo arrastrando a Jesucristo por las calles. Incluso personas no religiosas expresaron su indignación por la grotesca escena. Ha llegado la pandemia, ha pasado el tiempo, pero, al parecer, poco se aprendió

Este año, con el Carnaval fuera de tiempo, nuevas afrentas a la fe cristiana ganaron espacio. En el estado de Río de Janeiro, la ciudad de Niterói decidió crear la “semana de la samba”, una clara e irónica parodia de la Semana Santa, en total falta de respeto a la comunidad católica. En el estado de Ceará, las cosas fueron aún más lejos; el alcalde de Aracati decidió iniciar el carnaval el Viernes Santo, con el lema: “¡Pasión en Aracati, la mejor Semana Santa del estado!”

El hambre y el fin del dinero

E hizo que todos, pequeños y grandes, ricos y pobres, libres y siervos, recibieran una marca en la mano derecha y en la frente, para que nadie pudiera comprar ni vender si no tenía la marca”. (Ap 13, 16-17).

Líderes mundiales advierten sobre probable escasez de alimentos en unos meses, desencadenada por el conflicto en Ucrania y las sanciones económicas impuestas a Rusia. Los dos países son los mayores productores y proveedores de trigo del mundo y muchas naciones, incluido Brasil, dependen de los fertilizantes producidos por Rusia. La falta de estos fertilizantes perjudicará la cosecha de diversos productos agrícolas.

Los expertos dicen que el dinero, tal como lo conocemos, está con los días contados. Junto con los servicios avanzados de pago y transferencia de dinero, las monedas se volverán virtuales. Al mismo tiempo, ya se están implantando en los seres humanos microchips para el pago, con solo poner la mano en un cajero para pagar una factura. Pesan menos de 1 gramo y son un poco más grandes que un grano de arroz. La instalación es fácil, el equipo no necesita batería y cuesta alrededor de 230 dólares.

En esta línea de razonamiento, el trillonario Elon Musk anuncia el próximo lanzamiento de un teléfono inteligente muy superior a los modelos que conocemos hoy, que estará programado para obedecer órdenes directamente de nuestros pensamientos, a partir de la implantación de un microchip que se está desarrollando para tal fin…

¿De quién es el deber y el derecho de educar?

Y, para terminar con esta ensalada mixta de acontecimientos en este organismo inmenso al revés, hablemos de un tema de interés actual: la educación. Todos sabemos que la educación es una prerrogativa y un deber intrínseco de los padres, quienes pueden ser sancionados por no cumplirla. Las Sagradas Escrituras contienen muchos versículos sobre el deber de los padres en la educación de sus hijos, e incluso Pitágoras, el famoso filósofo y matemático que vivió en el año 500 a.C., declaró: “Educad a los hijos, y no será necesario castigar a los hombres”.

Sin embargo, ¿qué vemos? Padres que renuncian o son privados del deber y derecho de educar a sus hijos. El Congreso francés aprobó una ley, que incluye un nuevo delito en el Código Penal, que conllevará una pena de dos años de prisión, multa de 30 mil euros y pérdida de la patria potestad a los padres que no quieran autorizar a sus hijos menores para cambiar su sexo.

En Brasil, somos bombardeados por noticias de violencia escolar, con peleas a cuchillo, balazos y, recientemente, hubo incluso el caso de un adolescente de 13 años que llevó una granada a la escuela, en Belo Horizonte. La semana pasada, 26 adolescentes fueron afectados por un “brote colectivo de ansiedad” en una escuela secundaria de referencia en Recife, y necesitaban ser atendidos por profesionales paramédicos. Concomitante a esto, tenemos investigaciones que muestran que Brasil lidera los casos de violencia estudiantil contra docentes. Una de estas encuestas muestra que el 51% de los docentes ya han sido atacados. En el estado de São Paulo, todos los días, dos profesores son agredidos físicamente.

En efecto, podemos citar un caso de repercusión nacional, ocurrido en una escuela estatal de Lins, en el 2019, con un profesor de geografía de 62 años, Paulo Rafael Procópio, que fue agredido por un alumno de 12 años mientras aplicaba una prueba para la clase.

Y, en este escenario al revés, esta semana, según un canal de televisión, un juez determinó “la prohibición de nuevas acogidas o matrículas de niños, niñas y adolescentes en cualquiera de las unidades de los Colegios de los Heraldos del Evangelio. También prohibió el mantenimiento de enseñanza en régimen de internado, obligando a las escuelas administradas por los Heraldos del Evangelio a realizar, hasta antes del 1 de julio, el retorno de los niños y adolescentes a las familias que vivan en otras localidades”.

Varios aspectos merecen nuestra atención, pero solo nos centraremos en tres de ellos:

Primero: un proceso que involucra a niños, normalmente, se desarrolla en secreto de Justicia y esto parece haber sido tomado tan en serio que ni siquiera los interesados – los Heraldos del Evangelio y los administradores del Colegio – fueron comunicados sobre tal proceso y sobre tales decisión, pero, ¡la Red Globo sí fue notificada!

Segundo: Desde la fundación del Colégio Arautos, en 2003, nunca ha habido un solo caso de violencia, ni siquiera verbal, según un comunicado de la asociación de padres de alumnos. Por lo tanto, nunca se necesitó la intervención de la policía o del servicio de urgencias, y ninguna de las unidades del proyecto educativo forma parte de las estadísticas de violencia de estudiantes contra docentes o entre estudiantes. Los perseguidores dicen que es una escuela con reglas muy estrictas. Yo diría que es una escuela con reglas. Y reglas simples, donde profesor y profesor se dirigen por señor y señora y no por “fesor, tío, profe, pro”.

Es una institución que cumple fielmente el deber de la escuela, que es ofrecer un complemento a la educación impartida por los padres.

Pero, curiosamente, antes de que la Justicia diera su veredicto, ningún profesor fue citado o invitado a declarar y dar su versión de los hechos; tampoco se supo que ninguno de los padres fuese escuchado sobre la educación de sus hijos y su interés en mantenerlos en un alojamiento.

Tercero: En autopromoción, la Red Globo informó que el trabajo de la defensoría pública comenzó luego de dos reportajes emitidos por el medio en octubre de 2019. Y dio la siguiente explicación: “La Defensoría Pública del Estado de São Paulo no sabe con certeza cuantos niños y escuelas administra el grupo religioso en todo el país. La estimación es que, antes de la pandemia, solo en la capital había unos 200 niños. Por eso el juez exigió que las instituciones presenten una lista de todos los alumnos matriculados en internado en sus unidades”. En mi opinión como profano de los entresijos del Derecho, parece faltar información concreta sobre la entidad sancionada. Y me queda una duda: ¿a quién deben dar los Heraldos información sobre los alumnos matriculados en las unidades educativas: ¿a la Justicia o a la Red Globo?

Aún no es el fin

A esta profusión de informaciones que se confunden en este organismo inmenso al revés, sin ojos, sin oídos y sin voz para ver, oír y proclamar la Verdad, con las vísceras expuestas y desarticuladas, quisiera superponer las palabras de Nuestro Señor Jesucristo, quien fue traicionado, injustamente condenado, humillado, azotado, crucificado y asesinado en un mundo que, después de todo, era más moral, menos corrupto y menos indecentemente amante del pecado que el mundo de hoy.

Respondiendo a los discípulos sobre el tiempo y las señales de su regreso y del fin del mundo, dijo: “Oiréis de batallas, noticias de guerras. Prestad atención y no os asustéis, porque es necesario que estas cosas sucedan. Pero aún no es el final. De hecho, se levantará nación contra nación y reino contra reino. Habrá hambres y terremotos en muchos lugares. Todo esto es el comienzo del dolor. Entonces seréis entregados a tormentos, seréis muertos, y seréis aborrecidos de todas las naciones por causa de mi nombre. Muchos sucumbirán, se traicionarán unos a otros y se odiarán. Muchos falsos profetas se levantarán y seducirán a muchos. Y ante el creciente avance de la iniquidad, la caridad de muchos se enfriará. Sin embargo, el que persevere hasta el fin, ése será salvo”. (Mt 24, 6-13)

Como dice el mismo Jesús, aún no es el final, pero por si no se ha dado cuenta, todo se está cumpliendo y, para los que creen y viven según las Leyes de Dios, la persecución ya comenzó.

Por Alfonso Pessoa

Deje su Comentario

Noticias Relacionadas

  • La fe, la virtud de los pequeños

    La fe es la virtud de los pequeños, que sólo se consigue con mucho esfuerzo. Redacción (27/05/2022 13:50, Gaudium Press) Empecemos este artícul...

    Más
  • Hilo i-lógico

    Si se ponderan bien, las noticias de la semana pasada reflejan una peculiar situación mundial. Redacción (24/05/2022 07:30, Gaudium Press) La not...

    Más