jueves, 09 de julio de 2020
Gaudium news > Agencias católicas de servicio en EEUU crean formas de seguir prestando apoyo respetando normas de prevención de contagio

Agencias católicas de servicio en EEUU crean formas de seguir prestando apoyo respetando normas de prevención de contagio

Washington (Miércoles, 01-04-2020, Gaudium Press) Las instituciones caritativas católicas en Estados Unidos enfrentan un doble reto: las particulares condiciones de la prevención del contagio de COVID-19 aumentan las necesidades de las poblaciones vulnerables, mientras que las restricciones imponen límites al servicio cara a cara al cual están acostumbrados los voluntarios. La solución: una chispa de creatividad para seguir sirviendo sin poner en riesgo a las personas.

DESPENSAS PARA VULNERABLES WASHINGTON GAUDUIUM PRESS.jpg
Despensas para personas vulnerables en Spokane, Washington. Foto: Catholic Charities of Eastern Washington.

En la Arquidiócesis de Seattle, el programa Prepares, que ofrece pañales a familias en necesidad en 71 parroquias, organizó una compra masiva el pasado 28 de marzo. Tras la jornada, los pañales fueron dejados en las puertas de cada hogar. Las visitas personales usuales fueron reemplazadas con visitas telefónicas, mientras que las comidas llevadas a ancianos vulnerables son contratadas a cocinas en riesgo de perder su negocio por la pandemia con fondos recaudados entre los fieles.

En la Diócesis de Spokane, Washington, uno de los retos fue cumplir las normas de distanciamiento en los refugios para ancianos y personas sin hogar. “Tenemos que hacer dormir a todos a una distancia de dos metros, así que hemos perdido la mitad de las camas, indicó a CNS el director de Catholic Charities of Eastern Washington, Rob McCann. Nuevamente, se buscaron alternativas creativas: “Abrimos tres nuevos refugios en tres semanas. Convertimos los vestíbulos en refugios temporales. Hay distancia social, pero todavía logramos que todos duerman dentro”. Además, tras un contagio anterior, los refugios cuentan con habitaciones separadas para cuarentena que se están empleando actualmente.

Por su parte, la Diócesis de Phoenix continúa sirviendo en sus 23 programas de asistencia en numerosas dimensiones que incluyen refugios, educación, asistencia a veteranos y ayuda a personas sin hogar. “Estamos operando todos los programas pero de una manera diferente”, expuso Jean Christofferson, Director de Mercadeo de Catholic Charities Community Services. “Hubiéramos tenido que cerrar estos programas incluso si no quisiéramos”, pero en su lugar los voluntarios han empleado tecnologías de comunicación para establecer las necesidades de los beneficiarios y llevan los suministros hasta el frente de las casas en necesidad.

Con información de Our Sunday Visitor.

 

Deje su Comentario

Noticias Relacionadas