martes, 06 de diciembre de 2022
Gaudium news > Cardenal Parolin habló ante la Asamblea General de la ONU

Cardenal Parolin habló ante la Asamblea General de la ONU

Nueva York (Martes, 30-09-2014, Gaudium Press) El Cardenal Secretario de Estado vaticano, Mons. Pietro Parolin, habló ayer ante la Asamblea General de las Naciones Unidas, que hoy concluye su 69ª sesión.

El purpurado allí afirmó que en la actualidad hay un peligro de indiferencia generalizada no sólo en el campo de la política, sino también en la economía y en sectores sociales, que tiende a crear «ciudadanos de segunda clase».

1.jpg
Cardenal Parolin – Foto: ior.va

«En algunos casos -observó- esa apatía es sinónimo de irresponsabilidad», como hoy en día cuando una unión de Estados como la ONU, que «fue creada con el objetivo fundamental de preservar a las generaciones del horror de la guerra que acarrea indecibles sufrimientos a la humanidad permanece pasiva frente a las hostilidades sufridas por poblaciones indefensas». En ese contexto, el purpurado repitió el llamamiento del Papa a la comunidad internacional el pasado mes de agosto para que pusiera fin a la tragedia humanitaria en el norte de Irak».

La Santa Sede por boca de su Secretario de Estado, sugiere centrar la atención en dos áreas. La primera, los orígenes culturales y políticos de los desafíos contemporáneos, y la segunda, evaluar la actual eficacia del Derecho Internacional para evitar la guerra, detener a los agresores, proteger a la población y ayudar a las víctimas.

«La situación actual -reiteró el cardenal Parolin- requiere una comprensión más incisiva de este derecho prestando especial atención a la ‘responsabilidad de proteger’. De hecho, una de las características del reciente fenómeno terrorista es que no tiene en cuenta la existencia del Estado y, en consecuencia de todo el orden internacional…. También socava y rechaza todos los sistemas jurídicos existentes, tratando de imponer el dominio sobre las conciencias y un control completo sobre las personas». El purpurado insistió en que se hagan también «renovados esfuerzos en favor del diálogo, el aprecio de las culturas y la cooperación, respetando la diversidad de sensibilidades».

Refiriéndose a la aprobación del Programa de Transformación y Desarrollo por la ONU, dijo el Cardenal que la Santa Sede ve con agrado los diecisiete «Objetivos de Desarrollo Sostenible» propuestos por el Grupo de Trabajo Abierto para Metas Sostenibles que tratan de abordar las causas estructurales de la pobreza mediante la promoción de un trabajo digno para todos.

Finalmente, y refiriéndose a la responsabilidad que todos tienen con los pobres, dijo que »un sistema financiero regido sólo por la especulación y la explotación máxima de las ganancias, o en el que los individuos se consideren como artículos desechables -en una cultura del descarte- podría ser equivalente, en ciertas circunstancias, a una ofensa contra la dignidad humana».

Deje su Comentario

Noticias Relacionadas