lunes, 30 de enero de 2023
Gaudium news > Cardenal Comastri describe "proyecto diabólico" para destruir la familia

Cardenal Comastri describe "proyecto diabólico" para destruir la familia

Roma (Lunes, 30-07-2018, Gaudium Press) El Arcipreste de la Basílica de San Pedro en la Ciudad del Vaticano y Vicario General de Su Santidad para la Ciudad del Vaticano, Cardenal Angelo Comastri, presidió la celebración de la fiesta de San Joaquín y Santa Ana en la parroquia del Vaticano, Sant’Anna dei Palafrenieri. El purpurado dedicó su homilía a la familia y a las graves amenazas a esta institución en la actualidad, que son parte de un «proyecto diabólico para luchar contra la familia y, en última instancia, para luchar contra el deseo de Dios». El Cardenal afirmó que «luchar contra la familia significa estar al servicio del diablo».

CARDENAL COMASTRI GAUDIUM PRESS.JPG
Cardenal Angelo Comastri, Arcipreste de la Basílica de San Pedro. Foto: Gustavo Kralj / Gaudium Press.

«Me parece decisivo hacer hincapié en que no inventamos la familia», recordó el Card. Comastri. «La familia es un proyecto de Dios. Dios creó al hombre y la mujer para ser la cuna de la vida, y para ser un lugar donde los niños puedan crecer y aprender el alfabeto de la vida. Debemos ser ciegos para no verlo». El purpurado lamentó que las familias intenten llenar los hogares de bienestar material, pero no de Dios, lo que deja a los niños «escuálidos» y sin «aprender el alfabeto de la vida».

El Cardenal recordó las conmemoraciones del estallido de las bombas atómicas en Hiroshima y Nagasaki, Japón, pero advirtió que la «bomba atómica de la familia» podría dejar más víctimas que las armas nucleares. «Y la bomba la están colocando los medios, presentando patrones de vida falsos». Estos ejemplos que desorientan a los jóvenes contrastan radicalmente con el ambiente de la familia de la Santísima Virgen, cuyas palabras, inspiradas en los Salmos y los Profetas, revelan la piedad y la formación religiosa impartida por los Santos Joaquín y Ana.

«Hoy, ¿qué respiran los niños en casa?», cuestionó el purpurado. «Comprometámonos todos a traer a la familia un clima de fe convencida, para que los niños, al mirar a sus padres, puedan entender cuál es la señalización correcta».

Con información de ACI Stampa.

 

Deje su Comentario

Noticias Relacionadas