miércoles, 30 de noviembre de 2022
Gaudium news > Miles de fieles veneran reliquias de San Pío de Pietrelcina en London, Ontario, Canadá

Miles de fieles veneran reliquias de San Pío de Pietrelcina en London, Ontario, Canadá

London (Sábado, 29-09-2018, Gaudium Press) Miles de fieles veneraron seis reliquias de primer y segundo grados de San Pío de Pietrelcina en su visita a London, Canadá, los días 18 y 18 de septiembre, como parte de una peregrinación por Estados Unidos organizada por la Saint Pio Foundation. Entre las reliquias figuran costras de las heridas de los estigmas, un mechón de su cabello, un algodón empapado en sangre, uno de los guantes con los que cubría los estigmas de sus manos y un pañuelo bañado en su sudor pocas horas antes de su muerte.

reliquias san pio pietrelcina gaudium press.jpg

«El padre Pío ha tocado a tantas personas y provienen de diferentes nacionalidades», comentó a The Catholic Register el P. Louis Mousseau, quien pudo conocer al Santo en 1968 y fue ordenado en la Orden de los Frailes Menores Capuchinos dos años más tarde. «Todos parecen tener una historia sobre el Padre Pío. Parece atraer a las personas, especialmente a las personas que necesitan oración».

La devoción de los fieles es tal, que los creyentes se quedaban en el templo después de que las reliquias se reservaban al caer la noche, y pedían la bendición de los religiosos franciscanos por pertenecer a la misma orden del Santo. «San Pío es parte de la familia capuchina, así que fue como traer a nuestro hermano a nuestra parroquia», expresó a su vez el P. Joseph Lourdusamy, párroco de St. Philip Neri y fraile franciscano.

Además de las bendiciones, los sacerdotes capuchinos pudieron unirse al ministerio del Santo italiano a través de una de sus actividades más notables: la administración del Sacramento de la Penitencia, a la cual dedicaba hasta 19 horas en su juventud. Los frailes en London estuvieron disponibles para confesiones desde las 9 am hasta las 7 pm, lo que significó una jornada notable durante dos días consecutivos.

Con información de The Catholic Register.

 

Deje su Comentario

Noticias Relacionadas