martes, 23 de julio de 2024
Gaudium news > Hay “disyuntiva entre lo que profesamos en Cristo a lo que llega del Vaticano”, dicen monjas de Belorado

Hay “disyuntiva entre lo que profesamos en Cristo a lo que llega del Vaticano”, dicen monjas de Belorado

Sobre las clarisas que se declararon sedevacantistas en España, ya hay pronunciamiento de la Conferencia Episcopal. Las religiosas dieron entrevista en Telecinco.

2024051519502869349

Las clarisas en Telecinco – Foto: Religión Confidencial

Redacción (16/05/2024, Gaudium Press) Lo ocurrido con las clarisas de Belorado, en España, rápidamente suscitó el interés mundial, que sigue ávido de todos los detalles del drama de 16 religiosas que declararon su rompimiento con el Vaticano y la Iglesia Católica, a la que tildaron de “Iglesia conciliar”, desconociendo cualquier Papa después de Pío XII y colocándose bajo la jurisdicción de un ‘obispo’ excomulgado desde el 2019.

Leer también: Clarisas de dos monasterios en España se declaran sedevacantistas

Tras conocerse que una de las 16 monjas se ha ido a otro monasterio de su misma congregación, manifestando así su desacuerdo por la ruptura, algunas fuentes han informado que a otra le ha dado un infarto y ha sido atendida en el Hospital San Juan de Dios en Burgos, según reporta Religión Confidencial.

Aunque las religiosas no han querido tener ninguna comunicación con el Arzobispo de Burgos, Mons. Mario Iceta, de quien dependían, si se han manifestado en algunas publicaciones como por ejemplo una foto en su cuenta de Instagram “Te hago la luz” y un video de 24 horas de duración en su Instahistory.

En el video afirman que “nuestra realidad no es que estemos secuestradas lejos de nuestra familias”; manifiestan su “deseo de ser fieles a la verdad de Cristo que hemos recibido, a la fidelidad a la fe, a la doctrina de la Iglesia Católica” y anuncian que irán explicando con el paso de los días las razones de su decisión.

Entrevista en Telecinco

En la tarde de ayer 15 concedieron una entrevista al programa Tarde AR, de la cadena de televisión Telecinco, en donde estaban presentes la Abadesa, Isabel de la Trinidad y las otras religiosas.

En la entrevista la periodista pregunta si el conflicto inicia por la venta del monasterio de Orduña, que según la abadesa le fue prohibida por autoridades de la Iglesia, pero Sor Isabel responde:

No es solo un tema inmobiliario, sino que desde hace más de 40 años que yo estoy en el monasterio, cada vez se alejaba más de lo que habíamos profesado, de lo que emanaba del Vaticano y nos empezábamos a informar de muchos sitios distintos. Llevábamos mucho tiempo buscando otras voces de lo que estaba sucediendo, no reconocíamos a nuestra Iglesia conciliar como nuestra iglesia católica. Llevábamos cuatro años meditando esto”, dice la abadesa.

Acota lo dicho por la abadesa otra religiosa, Sor Sión:

Es un tema de conciencia para nosotras. Profesamos votos solemnes, e implicamos a toda nuestra persona. Cuando vemos que desde la Iglesia, desde la autoridad, desde la jerarquía, lo que viene es confusión, que vienen cosas que no nos sentimos conformadas con eso. Se crea una disyuntiva entre lo que profesamos en Cristo a lo que llega del Vaticano y genera en nosotras una duda de conciencia. He hecho votos solemnes a la Iglesia y a Dios y tengo dificultades con lo que viene del Vaticano”.

La periodista busca especificar más el sentido de la respuesta, e indaga si esos problemas son con el Papa actual o también ocurrirían con Ratzinger, obteniendo una respuesta que no alude al Papa alemán: “Desde el Vaticano llegan una línea diferente que no podemos comulgar con ello. A nivel de conciencia no puedes comulgar con lo que viene del Vaticano porque genera un problema”, dice Sor Sión.

A la pregunta de si se han apartado del Papa de Roma, la abadesa responde que “Sí, no creemos que es Papa. Han inventado una nueva iglesia después de 40 años para llegar a donde estamos llegando”. Además le llama usurpador, por llamarse “Papa sin serlo”.

Un periodista invitado al programa y especializado en asuntos religiosos pregunta a las religiosas cuando conocieron al ‘obispo’ Pablo de Rojas al que reconocieron autoridad, obteniendo una respuesta que no fue directa, diciendo que en él han encontrado a alguien “que concuerda con la fe que me han enseñado. Lo importante no es la fecha, es la enseñanza, es una verdad que es lo que nosotras profesamos. No pertenecemos a la Pía Unión de Rojas pero como católicas necesitamos un obispo y es el que hemos acogido y él nos ha acogido a nosotras”, explica la abadesa.

Finalmente da detalles:

En marzo 2023 tengo un contacto con un seglar que pertenecía a la Pía Unión de Rojas, y hablo durante un año con él. Hay una conexión y un entendimiento y pedí hablar con el obispo Rojas y me ha dado respuestas, cosa que no han hecho los obispos de la Iglesia conciliar. El obispo de Vitoria le hago preguntas y no te da respuestas. Y el padre Rojas sí me da respuestas”.

Asistía a la entrevista José Ceacero, que se declara sacerdote ordenado por “Monseñor de Rojas, mi obispo, que no es obispo de la Iglesia Conciliar, pero sí de la Iglesia católica”, y quien estaría sirviéndoles ahora de capellán. Es conocido también por su carrera como coctelero.

Pronunciamiento de la Conferencia Episcopal

Los obispos de España ya se han manifestado sobre el caso, por medio de un pronunciamiento de la Comisión Episcopal para la Vida Consagrada.

En la nota, los obispos lamentan “la declaración de ruptura de la comunión con la Iglesia Católica contenida en la carta de la abadesa del Monasterio de Belorado con fecha 13 de mayo y en el denominado ‘Manifiesto católico’, fechado el 8 de mayo”.

Al tiempo que rechazan el “tono ofensivo y recriminatorio del ‘manifiesto’ y de la ‘carta’”, cuyo contenido “se corresponde con el que propugnan aquellos que niegan la validez del Concilio Vaticano II y son denominados ‘sedevacantistas’”, expresan “que los motivos de descontento aducidos en la mencionada carta tienen vías de solución distintas de la determinación que en ella se expresa y no encontramos relación proporcionada entre las causas expuestas y la conclusión a la que se llega”.

En la nota episcopal, piden también que cada religiosa manifieste su postura sobre la situación y piden “la apertura de todas las hermanas de la comunidad al diálogo con obispos, sacerdotes, personas consagradas, hermanos y hermanas de la Iglesia Católica que, fieles a la verdad y en comunión con el papa Francisco, buscan el bien para este Monasterio y para cada hermana clarisa”.

Con información de Religión Confidencial.

Deje su Comentario

Noticias Relacionadas