viernes, 27 de noviembre de 2020
Gaudium news > La Secretaría de Estado vaticana ya no administrará más dineros de la Iglesia

La Secretaría de Estado vaticana ya no administrará más dineros de la Iglesia

En Carta del Papa al Cardenal Parolin, el Pontífice pide deshacerse “lo antes posible” del fondo Centurión, que ha afectado la reputación de la Iglesia.

Redacción (05/11/2020 10:40, Gaudium Press) Secretaría de Estado vaticana ya no manejará más dineros de la Iglesia, sólo el presupuesto para su funcionamiento: Es lo que se desprende de lo dicho por Matteo Bruni, director de la Oficina de Prensa vaticana. Los fondos que gestionaba la Secretaría de Estado ahora serán manejados por la Administración del Patrimonio de la Sede Apostólica (APSA).

Ayer miércoles el Papa Francisco presidió una reunión a la que asistieron el Cardenal Secretario de Estado Parolin, Mons. Edgar Peña, Substituto; el Secretario General de la Gobernación del Estado de la Ciudad del Vaticano, Mons. Fernando Vergez; el Presidente de la Administración del Patrimonio de la Sede Apostólica (APSA), Mons. Nunzio Galantino; y el Prefecto de la Secretaría para la Economía (SPE), el jesuita P. Juan Antonio Guerrero.

El tema de la reunión fue implementar la carta que el pasado 25 de agosto el Papa le dirigió al Cardenal Parolin sobre estos asuntos.

“En la misma reunión – dijo Bruni – el Papa creó la ‘Comisión de paso y control’, que entra en funcionamiento con efecto inmediato, para llevar a cabo, en los próximos tres meses, las disposiciones de la carta dirigida al Secretario de Estado”. La Comisión está constituida por el Sustituto de la Secretaría de Estado, el Presidente del APSA y el Prefecto de la Secretaría para la Economía.

La Carta del Papa

Expresaba Francisco en su texto del 25 de agosto que “la Secretaría de Estado es sin duda alguna el Dicasterio que más estrecha y directamente apoya la acción” del Papa “en su misión, representando un punto de referencia esencial en la vida de la Curia y de los Dicasterios que forman parte de ella”. Sin embargo, no parece necesario ni oportuno que la Secretaría de Estado desempeñe todas las funciones que están ya atribuidas a otras dependencias de la Curia.

Se trasfieren al APSA no solo los fondos sino también los activos inmobiliarios. Entre esos activos inmobiliarios se incluye – y es mencionada en la Carta del Papa – la propiedad en 60 Sloane Avenue, en Londres, que tantos dolores de cabeza ha causado a la Curia. También la Carta menciona el famoso fondo Centurión, “del que hay que salir lo antes posible, o al menos, disponer de ellas de manera que se eliminen todos los riesgos reputacionales”.

Leer también: Asuntos que aclarar, relacionados con la propiedad que compró la Secretaría de Estado vaticana en Londres

Una comisión aprobará los dineros que se destinen a ‘asuntos confidenciales’

Desde ahora, entonces, la Secretaría de Estado funcionará “mediante un presupuesto aprobado a través de los mecanismos habituales, con sus propios procedimientos exigidos a cualquier departamento, salvo en lo que se refiere a los asuntos confidenciales que están sujetos a secreto, aprobados por la Comisión designada a tal efecto”.

Esta comisión, llamada de materias reservadas, está integrada por Cardenal Kevin Farrell; funge como secretario Mons. Filippo Iannon, y son miembros también Mons. Fernando Vérgez Alzaga, Mons. Nunzio Galantino y el P. Juan Antonio Guerrero. Ellos determinarán caso por caso que actos económicos deberán mantenerse en la confidencialidad.

La supervisión de todos los dineros será responsabilidad de la Secretaría para la Economía.

Con información de Vatican News

Deje su Comentario

Noticias Relacionadas