martes, 05 de julio de 2022
Gaudium news > Persecución en Eslovaquia: Autoridades piden perdón a la Iglesia Greco Católica

Persecución en Eslovaquia: Autoridades piden perdón a la Iglesia Greco Católica

En el 70 aniversario de la disolución de la Iglesia Greco Católica, se develó una placa conmemorativa dedicada al Beato Obispo Paul Peter Gojdic, quien padeció persecución en Eslovaquia.

Placa Beato Paul Peter Gojdic Eslovaquia Gaudium Press

Bendición de la placa conmemorativa en honor del Beato Obispo Paul Peter Gojdic. Foto: Arzobispado Griego Católico de Presov.

Bratislava (30/05/2020 15:27:37, Gaudium Press) El Presidente del Consejo Nacional de la República Eslovaca, Boris Kollár, se disculpó oficialmente ante la Iglesia Católica Griega por su disolución ilegal hace 70 años. El acto tuvo lugar durante la inauguración ceremonial de una placa conmemorativa en honor del Obispo greco católico Beato Paul Peter Gojdic.

La persecución en Eslovaquia

«Muchos sacerdotes y Obispos católicos griegos terminaron en una prisión de Leopold en ese momento», recordó el funcionario, según informó Pravda. «Entre ellos está el Obispo Paul Peter Gojdic, quien murió allí hace 60 años «. La persecución de la Iglesia Greco Católica se declaró oficialmente el 28 de abril de 1950 por parte del estado comunista. En enero de 1951, tres Obispos fueron juzgados por supuesta «alta traición» y el Beato fue condenado a cadena perpetua.

Mons. Gojdic fue transferido a varias prisiones, y en todas ellas dio testimonio de fidelidad a su fe y ejemplo de oración. En 1953 se le redujo la sentencia a 25 años, pero se le negó una amnistía cuando agravó su salud. En cambio, recibió una oferta de hacerse patriarca oficialista en la iglesia ortodoxa. El prelado se negó, para mantener su fidelidad a la Iglesia Católica y al Papa. En 1960, murió de cáncer en el hospital de la prisión de Leopoldov en 1972, en la fecha de su cumpleaños, 17 de julio.

«Gojdic eligió voluntariamente su propio sufrimiento para salvar la vida de muchos judíos de una muerte segura en los campos de concentración», indicó Kollár. «Amenazó su propia vida para salvar a su prójimo».

Con información de Pravda.

Deje su Comentario

Noticias Relacionadas